Abante Asesores

un blog de Abante Asesores
Este artículo ha sido marcado como molesto Deshacer
Abante
09:03 el 23 septiembre 2016

Talento y dedicación al servicio de los que quieren profundizar en el conocimiento de su relación con el dinero e invertir bien

Planes de pensiones y otros productos de previsión social

La vuelta al cole no solo trae las campañas de coleccionables, gimnasios, etc. Con la vista puesta en el final de año, las entidades financieras ponen el foco en los planes de pensiones, ya que los datos nos indican que la mayoría de ahorradores espera al último trimestre –y al último mes- del año para invertir su dinero en este tipo de productos.

Aunque ya hemos hablado en ocasiones anteriores sobre estos vehículos, creemos oportuno recordar los conceptos básicos para tenerlos claro cuando nos lleguen dichas ofertas.

-Planes de pensiones

Son productos diseñados para la jubilación, que también pueden ser rescatados en caso de incapacidad, dependencia y fallecimiento, así como en los supuestos excepcionales de liquidez (enfermedad grave, paro de larga duración y, a partir de 2025, si tienen más de diez años de antigüedad). Es decir, son poco líquidos.

Se adaptan a distintos perfiles de riesgo, dado que pueden invertir en todo tipo de activos, por lo que antes de contratar uno, debemos tener claro cuáles son nuestros objetivos, que rentabilidad necesitamos para alcanzarlos y cuál es nuestro perfil.

Beneficio fiscal, límites y rescate de los planes de pensiones

En la aportación ofrecen beneficios fiscales, para favorecer el ahorro: el dinero que invertimos a través de planes de pensiones  se reduce de la base imponible, es decir, cuando hacemos la declaración de la renta, Hacienda devuelve el tipo marginal del IRPF de lo aportado.  

Hay dos límites a las aportaciones de dinero a los planes de pensiones: el financiero (cantidad máxima que podemos aportar), de 8.000 euros anuales, y el fiscal (el tope que nos vamos a poder deducir), que será la menor de las siguientes cantidades: 8.000 euros anuales o el 30% de los rendimientos netos del trabajo y actividades económicas.

Por otra parte, en el caso de las personas cuyo  cónyuge no obtenga rendimientos netos del trabajo o actividades económicas –o si estos son inferiores a 8.000 euros anuales- pueden hacer aportaciones al plan de este, hasta un máximo de 2.500 euros cada ejercicio.

En el caso de las aportaciones a planes de pensiones de  personas con discapacidad, los límites son superiores: el conjunto de las aportaciones –entre la persona en concreto y sus familiares- no puede superar los 24.250 euros anuales, de los cuales la persona con discapacidad podría deducirse toda la cantidad, mientras que sus familiares pueden hasta 10.000 euros.

En el rescate, que puede hacerse en forma de renta, de capital (para las aportaciones anteriores a 2006 existe una reducción del 40%, con un límite temporal), mixta o libre tributa como rendimientos del trabajo.

-Planes de previsión asegurados (PPA)

Son seguros y garantizan (por ley) una rentabilidad mínima mediante técnicas actuariales –además del capital invertido-. Por esta característica, la rentabilidad que podemos esperar de este tipo de productos es limitada, ya que, para garantizar la rentabilidad mínima los PPA invierten, principalmente, en renta fija e inmuebles y se ajusta a  perfiles de riesgo conservadores.

Los derechos consolidados se pueden traspasar a otro plan y las contingencias para rescatar el dinero y los supuestos excepcionales de liquidez son los mismos que en los planes de pensiones (jubilación, invalidez, dependencia y fallecimiento).

-Planes de ahorro cinco

Se trata de productos de ahorro –aprobados con la reforma fiscal de finales de 2014- que pueden comercializarse como depósitos (CIALP) o seguros (SIALP), cuyo objetivo es contribuir al ahorro a largo plazo. Los rendimientos obtenidos están exentos de tributación si se mantiene invertido el dinero durante un plazo de cinco años.

La aportación anual máxima es de 5.000 euros y garantizan el 85% del capital, como mínimo, por ello, se ajusta a perfiles de riesgo conservadores y es previsible que invierta en renta fija. Por este motivo no se pueden esperar rentabilidades elevadas.

-Planes individuales de ahorro sistemático (PIAS)

Este instrumento de ahorro a largo plazo con forma de seguro permite constituir una renta vitalicia asegurada a partir de la jubilación. En la aportación no tienen beneficio fiscal, pero sí en el rescate: la rentabilidad acumulada hasta el momento en el que se constituya la renta está exenta, si se cumplen determinados requisitos.

Los PIAS pueden ser de rentabilidad mínima garantizada, en cuyo caso se adaptaría a perfiles conservadores, o de capitalización, sin rentabilidad garantizada. En este caso la rentabilidad dependería de la política de inversión.  Tiene liquidez a partir del quinto año, como los planes de ahorro 5 y en las aportaciones existe un límite anual de 8.000 euros. En total –durante toda la vida del producto- solo se pueden acumular 240.000 euros.

Cuando el inversor comience a recibir la renta vitalicia, esta tributará en el IRPF, según unos coeficientes que se establecen en función de la edad del individuo en el momento de constitución de la renta.

Existen otras fórmulas –no específicas- con las que podemos preparar nuestra jubilación. Debemos tener en cuenta que preparar este momento vital tiene que ir más allá de la simple elección de uno de estos productos, debe partir de un ejercicio de planificación y puede incluir otros productos, como, por ejemplo, fondos de inversión. 

 

¿Qué rentabilidad necesitas para conseguir tu objetivo de jubilación? 
Calcular mi caso

 

Publicar Ocultar ¿Quieres hacer públicos tus favoritos? Publicar No por el momento
0 comentario
0 vez compartido
Únete al grupo de Abante Asesores en Finect para comentar. 

¡Regístrate y forma parte de la comunidad líder de finanzas en España!

Regístrate

Top Autores

Abante
27º 318 Artículos
mariatejero
1 Artículos
Kaloxa
4 Artículos
eborrajeros
70º 1 Artículos

app version

Wed Nov 02 13:34:35 CET 2016

2221

79dd84889bae13e7769f41dc060a3ba472981ca5