Imantia Capital

un blog de Imantia Capital
Este artículo ha sido marcado como molesto Deshacer
ImantiaCapital
09:57 el 16 junio 2015

Contra el vicio de pedir, la virtud de no dar

Nuestra gestora de renta variable Ángela Jouve, @angela17, pone en  tela de juicio la recomendación del FMI a la Reserva Federal de retrasar la subida de tipos...

 

El 4 de junio el FMI (al que también se ha sumado recientemente el Banco Mundial) recomienda a la Reserva Federal americana que aplace la subida de tipos de interés a 2016, basándose en la falta de fortaleza del crecimiento de la economía americana, en la ausencia de presiones inflacionistas y alertando de la volatilidad que provocaría en los mercados financieros una subida de tipos antes de tiempo . Es curioso ver cómo 25 puntos básicos hacen saltar tantas alarmas, aunque obviamente no es tanto por la cuantía sino por el cambio de tendencia después de haber mantenido los tipos en mínimos durante tantos años y por el temor a que se estén precipitando (como ha pasado con anterioridad). Me ha llamado la atención que instituciones internacionales como el FMI o el BM le digan a la Reserva Federal cómo y cuándo debería hacer las cosas. Pero, sobre todo, que aboguen por mantener una política monetaria ultra laxa por más tiempo (casi 9 años ya) que, aunque ha ayudado a salir de una dura crisis, también ha favorecido el aumento de desequilibrios, con subidas de precios en activos financieros pero pérdidas de valor en el sistema productivo que impiden alcanzar el crecimiento potencial de ciclos anteriores.

Según la propia web del Fondo: “El FMI proporciona asesoramiento a los 188 países miembros y recomienda políticas que promuevan la estabilidad económica, reduzcan la vulnerabilidad a crisis económicas y financieras y mejoren los niveles de vida”. Pues bien, parece que tras tantos años de imprimir dinero en EE.UU. las diferencias entre los estratos sociales dentro del país han aumentado sobremanera y el efecto que ha tenido en el resto del planeta ha sido el beneficiar a las economías más ricas. Por ello, no entiendo que estas instituciones defiendan el mantenimiento de tipos a cero y no hayan insistido más en otro tipo de políticas económicas que favorezcan la economía productiva, estimulen la inversión y, por ende, alienten la creación de empleo de calidad, que creo que concuerda más con el fin por el que fueron creadas.

Esta recomendación tiene lugar unos días antes de que se reúna el comité de política monetaria de la Reserva Federal y, aunque en general se le otorga poca o ninguna probabilidad a que algo cambie esta vez, lo cierto es que los datos que hemos ido conociendo desde su última reunión han mejorado, con lo cual, y dado que Yellen ya ha ido poniendo al mercado sobre aviso de que este año comenzarán las subidas, si las condiciones macro son como ellos esperan, tendremos que esperar a la conferencia posterior para ver si el escenario económico de la FED es el mismo que contemplan FMI Y Banco Mundial. Recordemos que sólo 2 de los 17 componentes del comité querían esperar hasta 2016 en la anterior reunión. ¿Cuántos más se pueden ver animados por las sugerencias de las dos instituciones internacionales en un entorno en el que los datos van mejorando? Si la Fed siguiera los consejos de estas instituciones, ¿dónde quedaría su credibilidad e independencia? Entonces, ¿qué puede haber detrás de esta recomendación? Porque algo hay….

A mi entender, FMI y BM temen que una subida de tipos, aunque sea de 25 pb, aceleraría la apreciación del dólar, que en un entorno de desigualdad económica global y, tras un débil comienzo de año, sólo puede generar más desestabilización. Efectivamente, en algo sí creo que están de acuerdo FED/FMI/BM, y es en la idea de que una mayor subida del dólar no puede ser positiva ni para Estados Unidos ni para muchas de las economías emergentes . Una apreciación de la divisa americana supone, de facto, una subida de tipos implícita: endurece las condiciones financieras de las economías endeudadas en dólares, pierden competitividad las economías en clara desaceleración como la china (con su divisa ligada al dólar), resta también competitividad a la economía americana y, de persistir las presiones deflacionistas importadas desde China, se seguiría desalentando la inversión, que es al final lo que falta en este ciclo. Según el Banco Mundial, “una excesiva apreciación del dólar de EE.UU. podría limitar la recuperación de la principal economía del mundo, situación que tendría efectos colaterales adversos para los socios comerciales de EE.UU. de todo el mundo”. De hecho, el mensaje desde el FMI es que el dólar ya ha corrido demasiado, dando el nivel de 1,12 como apropiado. Sería difícil ver el dólar sin apreciarse más si empiezan a subir los tipos de interés ante señales inflacionistas y de presión salarial. Sería difícil cuando, a excepción de aquellos bancos centrales que endurecen sus condiciones monetarias para proteger su divisa, el resto de bancos centrales del planeta están en modo expansivo y aún con recorrido para seguir bajando tipos ante su debilidad económica. ¿Será por eso que, a pesar de los buenos datos conocidos el jueves en Estados Unidos y de que el tema griego pinta muy mal, el cambio eurodólar se ha mantenido estable? Es más, las últimas declaraciones de los gobernadores del BCE y BOJ provocaron sendas apreciaciones de sus divisas. ¿Temen acaso una aceleración de la inflación mayor de la esperada? Estaremos atentos el miércoles a si los famosos “dots” de la Fed siguen descontando las mismas subidas de tipos o, por el contrario, se relajan las expectativas para evitar otro movimiento apreciador de la divisa, aunque esto no quiera decir que dejen de subir 25 puntos básicos antes de cierre de año para no perder credibilidad y dar confianza al mercado sobre el ciclo económico. También, por supuesto, estaremos atentos al desenlace de la crisis griega.

En fin, no sé qué deparará el futuro y a dónde nos va a llevar esta dependencia de las autoridades monetarias pero, por el momento, y mientras el ciclo aguante, creo que tiene más  sentido intentar normalizar los tipos de interés antes de que sea demasiado tarde, aunque esto pueda llevar al dólar a la paridad frente al euro. De hecho, no sé cuánto le puede quedar de expansión a la economía americana, pero o ésta se acelera o si el crecimiento sigue siendo tan moderado y tan lejos de su potencial que sólo permita subidas de tipos anecdóticas, se quedarán sin una herramienta de política económica para el siguiente ciclo.

Mientras tanto, si sigue siendo EE.UU. el motor del crecimiento mundial, me parece interesante invertir en su sector bancario que es el que más claramente se puede beneficiar no sólo del ciclo, sino también del punto de inflexión de los tipos de interés americanos .

Un saludo

Publicar Ocultar ¿Quieres hacer públicos tus favoritos? Publicar No por el momento
4 comentarios
4 veces compartido

Todo el mundo pendiente del mensaje del jueves... Yo estoy bastante de acuerdo en la necesidad de subir, aunque sea sólo para después poder bajar. Aunque este pensamiento evidencia de algún modo lo artificioso de la política monetaria en ocasiones. 

Menudo verano más emocionante tenemos por delante... Los que estén largos de volatilidad se lo van a pasar de maravilla.

Desde luego va a ser un verano curioso, o igual se nos adelanta!!! de todas formas, espero que si suben tipos no sea para luego bajar, las consecuencias de esa retirada no creo que fueran nada halagüeñas....

Sensacional artículo. Muchas gracias. Apunta temas que es difícil encontrar en otros foros.

¿Actualmente tienen posiciones en el sector financiero americano en algún fondo? ¿Bolsa o también en renta fija? ¿Me podría comentar alguna posición en cartera en este sector, en caso de tenerla?

 

Gracias @HM1927 por tu comentario.

En nuestro fondo global AC Inversión Selectiva entramos en mayo en Citigroup por las razones que he especificado en el artículo y, porque dentro del sector, nos parecía atractivo en valoración y con fuerte potencial de revalorización. Pero hay más valores que tenemos en el punto de mira.

En nuestros Fondos de Fondos Abanca Gestión Decidido y Abanca Gestión Agresivo tenemos exposición indirecta vía dos fondos de renta variable americana: JPM Highbridge US STEEP y Fidelity Funds-America Fund.

Gracias de nuevo!!! y feliz tarde!!

Únete al grupo de Imantia Capital en Finect para comentar. 

¡Regístrate y forma parte de la comunidad líder de finanzas en España!

Regístrate

Top Autores

ImantiaCapital
141º 123 Artículos
JLM_II
225º 15 Artículos
fsainzf
154º 37 Artículos
SergioRios
1486º 3 Artículos

Más comentados

Nuevos Máximos Bursátiles
21 Comentarios
No va a más. Grecia, ¿fuera del euro?
15 Comentarios
Nos cambian la Ley Beckham, ¿a quién fichamos ahora?
14 Comentarios
Mis previsiones para 2015
9 Comentarios
El 10 años alemán pierde un 3% en dos sesiones
7 Comentarios

app version

Wed Nov 02 13:34:35 CET 2016

2221

79dd84889bae13e7769f41dc060a3ba472981ca5