Imantia Capital

un blog de Imantia Capital
Este artículo ha sido marcado como molesto Deshacer
ImantiaCapital
09:52 el 22 marzo 2016

El sector bancario europeo en el nuevo entorno del BCE

Tras las últimas medidas del BCE, ha llegado el momento de plantearse si se ha producido un cambio estructural en los condicionantes del sector bancario europeo o si, por el contrario, se mantienen las dinámicas negativas.

Desde el punto de vista cuantitativo son 4 los efectos del BCE:

1) Acceso a financiación barata a través de las TLTRO II. Inicialmente gratis para el 30% de los créditos elegibles –corporativos y a hogares no hipotecarios-, e incluso pueden recibir remuneración positiva si logran ampliar la concesión neta de crédito o contener las caídas. Así, podrían más que compensar la caída de los tipos de interés y la penalización del tipo negativo de depósito del BCE.

El impacto de esta medida en el mejor de los escenarios posibles (solicitud del 100%, cumplimiento de objetivos de concesión de crédito y remuneración al 0,40%) sería de más de 6.700MnE de ingresos adicionales, de los cuales 1.600MnE serían en Alemania, 1.400MnE en Francia, 1.260MnE en Italia y más de 800MnE en España.

Los bancos más beneficiados serían los de países periféricos (España, Italia, Portugal), al tener un mayor coste de pasivo, sufrir la presión de los tipos negativos con una estructura variable de precios, y un mayor apalancamiento. Asimismo, son las entidades que acuden a financiarse más al BCE, por un 25% de su financiación frente al 10% de las alemanas.

2) Ahorro de costes. Supondría sustituir deuda con un coste entre 150p.b y 250p.b. en los bancos medianos españoles por coste cero (al menos). Asumiendo que se destina un 5% del importe solicitado al BCE, tanto en 2016 como en 2017 el ahorro sería de un 1%-2% del margen de intereses.

3) Reducción de la dependencia de los depósitos minoristas, que en 2015 se remuneraron a un coste medio entre el 0,4% y el 0,68%. Si dicha remuneración consiguiera llevarse hasta un 0,15%-0,20%, el ahorro podría alcanzar un 10%-15% del margen de intereses de los bancos medianos españoles.

4) Nueva fuente de ingresos de trading con la ampliación a los bonos corporativos del programa de compra de activos (al igual que ha venido siéndolo hasta la fecha el realizado con los bonos soberanos) como fuente de plusvalías de cartera.

 

Euribor y mensaje BCE

El impacto más relevante se centra en los tipos de referencia en los préstamos, especialmente el Euribor. Su progresiva caída se ha traducido en un continuo deterioro del ROE de los bancos, hasta niveles que difícilmente cubren el coste de capital (9-10%). Si las medidas adoptadas por el BCE profundizaran esta caída, tendrían un notable impacto en la compresión de márgenes. Caídas adicionales de 10p.b. del Euribor supondrían una caída del margen de intereses del 5%. En este escenario, los bancos más perjudicados serían los del sur de Europa, dada la indexación de su cartera de créditos hipotecarios al Euribor a 3 ó 12 meses.

Así, el impacto final sigue dependiendo del escenario de tipos de interés. Por ello el enfoque debe pasar al análisis cualitativo del mensaje del BCE.

El discurso de Draghi muestra que es plenamente consciente del daño de los bajos tipos de interés sobre los bancos. Por ello afirmó que la institución no puede bajar tanto los tipos que acaben por dañar al sector bancario. El efecto del discurso se notó inmediatamente en los tipos de interés, especialmente en el Euribor año, que recuperó 1,7p.b. en apenas tres días. Habrá que ver si se trata de un cambio de tendencia o si, como ocurrió el pasado diciembre, vuelve a retomar la debilidad.

 

Conclusión

A corto plazo el principal impacto debería ser la estabilización de las caídas del Euribor, mejorando la presión en márgenes y rentabilidad. En este sentido el BCE no prevé más bajadas, aunque no las descarta en un caso excepcional, optando por otras medidas menos convencionales.

En el medio plazo, los bancos más beneficiados deberían de ser aquellos que, acudiendo a financiarse al BCE, utilicen dicha financiación para crecer sin deteriorar sus márgenes, y sin que su exceso de liquidez corra el riesgo de verse penalizada por  los tipos en negativo. En ambos casos, serían los bancos españoles e italianos, frente a los alemanes. Asimismo, el menor coste de financiación, tanto vía depósitos como vía deuda, beneficiará a aquellas instituciones con mayores diferenciales en su deuda y más elevada remuneración de los depósitos, que podrían ver cómo se normalizan los costes.

Las alternativas más interesantes son los bancos españoles e italianos, al combinar valoraciones en mínimos con exposición a tipos variables y procesos de reestructuración y posible consolidación, junto con bancos diversificados, con una sólida franquicia que les permita compensar la debilidad del margen de intereses.

Para ver el informe completo de nuestro gestor Jaime Espejo, pincha aquí.

Publicar Ocultar ¿Quieres hacer públicos tus favoritos? Publicar No por el momento
0 comentario
4 veces compartido
Únete al grupo de Imantia Capital en Finect para comentar. 

¡Regístrate y forma parte de la comunidad líder de finanzas en España!

Regístrate

Top Autores

ImantiaCapital
141º 123 Artículos
JLM_II
225º 15 Artículos
fsainzf
154º 37 Artículos
SergioRios
1486º 3 Artículos

Más comentados

Nuevos Máximos Bursátiles
21 Comentarios
No va a más. Grecia, ¿fuera del euro?
15 Comentarios
Nos cambian la Ley Beckham, ¿a quién fichamos ahora?
14 Comentarios
Mis previsiones para 2015
9 Comentarios
El 10 años alemán pierde un 3% en dos sesiones
7 Comentarios

app version

Wed Nov 02 13:34:35 CET 2016

2221

79dd84889bae13e7769f41dc060a3ba472981ca5