Libros de inversión y economía

un blog de Libros de inversión y economía
Este artículo ha sido marcado como molesto Deshacer
xiscom
19:56 el 09 septiembre 2015

Inversor a largo plazo

Confidencias de un especulador - 1

Confidencias de un especulador

Jordi Molins

Ediciones Deusto, 2014

202 págs.

http://www.amazon.es/Confidencias-De-Especulador-Sin-colecci%C3%B3n/dp/8423418979

Compré este libro un poco por casualidad. Nadie me lo había recomendado. Lo vi en la librería, le eché un vistazo y lo compré.

El subtítulo es apropiado: Un viaje al corazón de los mercados financieros.

Sin embargo, la contraportada cae en el sensacionalismo para vender: ¿Quién mueve los hilos del mundo?

Jordi Molins es licenciado en Física por la UB, tiene un posgrado y un master por INSEAD. Ha trabajado para un hedge fund radicado en Londres.

Este libro apenas tiene notas o referencias bibliográficas. No se apoya en estudios académicos. El autor se basa en su experiencia profesional y en sus propias reflexiones sobre el mundo de la economía y las finanzas para ofrecernos una serie de explicaciones y consejos sobre aquél.

El lenguaje es claro, lejos de la retórica tan frecuente. De hecho, se utilizan algunas expresiones “malsonantes”, aunque no de modo habitual.

Lo primero que quiere dejar claro Molins es que no existe una conspiración de bajistas que se dedica a hundir las deudas soberanas de países con problemas.

Explica con cierto detalle, y de modo fácilmente comprensible cómo y porqué operan los grandes fondos internacionales. La lógica de las posiciones largas y cortas, y sus riesgos respectivos.

A medida que va incluyendo capítulos, intercala anécdotas que le pasaron a él cuando viajaba a España para reunirse con el Banco de España, Ministerio de Economía o CNMV. Estos apartados no tienen desperdicio y sirven para ilustrar perfectamente hasta qué punto se era ajeno a la gran burbuja hipotecaria que estaba a punto de explotar.

Uno de los mejores, en mi opinión, es el I “Bankia”. No me resisto a transcribirlo:

Rodrigo Rato “pasaba de todo”. Hablaba como si no quisiera estar ahí, como si todos le sobrásemos. Y no es que aquélla fuera una ocasión cualquiera: era la salida de Bankia a bolsa, oficializada en Londres, en aquel salón tan bonito de la City, en una reunión a la que habían sido invitados buena parte de los grandes inversores institucionales basados en Londres.

Rato hubiera tenido que mostrar fuerza, convencimiento, empuje. Era una IPO ¡coño! Tenía que motivarnos, hacernos querer comprar las acciones como si se estuvieran acabando. Mostrarnos el camino, ser nuestro guía, darnos una equity story que vender a nuestros inversores.

Pero no, Rodrigo Rato hizo uno de los discursos menos motivadores que recuerdo. No estaba allí. No sé si tuvo un mal día o si no se lo creía. Tanto da. Aquella tarde no ganó muchos inversores.

Y todos sabíamos que la estructura de banco bueno/banco malo, Bankia/BFA, no se aguantaba.

Y todos sabíamos que BFA dependía de manera crítica de la calidad del ladrillo, y que ésta era muy baja, para las cajas que la componían.

Y todos sabíamos que Bancaja, gran parte del pastel de Bankia junto con Caja Madrid, sólo se diferenciaba de CAM, una de las peores cajas de España, en una cosa: que era un poco más grande. Ambas estaban bajo el control político del Gobierno de la Comunidad Valenciana. Ambas habían prestado enormes cantidades de dinero a los mismos megaproyectos inmobiliarios.

Y todos sabíamos que esos cientos y cientos de páginas sobre Bankia, escritas por algunos de los mejores analistas bancarios del mundo, estaban llenas de medias verdades, y carentes de una visión imparcial. Lo que faltaba en aquellos librillos resonaba de una manera más clara que la luz de un mediodía de verano en el interior de la Sagrada Familia para cualquier analista con un par de ojos bien abiertos.

Y todos sabíamos que la politización de Bankia y de BFA no cambiaría. Los equipos no se habían profesionalizado. Las participadas continuaban allí.

Bankia era un banco no invertible.

Todos lo sabíamos. Pero nadie dijo nada. Y continuaron sin que nadie se lo impidiese.

No invertimos, como nadie más que conozca.

Publicar Ocultar ¿Quieres hacer públicos tus favoritos? Publicar No por el momento
22 comentarios
6 veces compartido

@rcascante: coincido contigo en tu apreciación del libro. Lo he leído dos veces. No tiene desperdicio. 

Gracias @xiscom por la referencia, pero ...

... si todos sabían que Bankia era un banco no invertible por qué demontres quería este tipo que el Sr. Rato mostrara fuerza y convencimiento para hacerles querer comprar acciones? No me convence este capítulo del libro.

El título del artículo da a entender que tendrá continuación, así que ... una birra (piensa en verde, decía la publi).

 

@yoko: pues sí; el autor y sus colegas de otros hedge funds radicados en Londres "lo sabían". Parte del atractivo del libro consiste en ver el progresivo distanciamento entre las percepciones que estos gestores extranjeros tenían sobre España (ejemplificadas en los capítulos en que se relatan las sucesivas visitas a nuestro país), y lo que les contaban aquí. 

@McBraulio: a "esas alturas de la película" no creo que Molins hubiera comprado Bankia en ningún caso. Recordemos que fue Rato el que se desplazó a Londres, no al revés. Lo que parece indicar Molins es que Rato tendría que haber salvado la cara. Ni lo intentó. La salida a Bolsa fue una trampa para inversores minoristas españoles, principalmente. 

Mi intención es hablar en el próximo capítulo de algunos temas más de fondo, como la ingeniería emocional y las redes extractivas. Saludos.

Gracias por hacernos llegar la información. Parece un libro interesante y ameno.

Muchas gracias @xiscom por el análisis del libro. Como siempre, podemos seguir la pista de interesantes libros de todos los compañeros que escriben en este grupo.

 

Yo por mi parte, durante este año he leído “Security Analisis” (que ya comentamos en este grupo con anterioridad), y “Un paso por delante de la bolsa”. Libros que me han gustado mucho, y en el caso del primero requerirán de varias lecturas posteriores para su mejor compresión.

 

Actualmente acabo de terminar “Buffettología” que trata sobre el método de análisis de W.B. Actualmente estoy buscando libros que hablen menos de inversiones en general y más de métodos value para invertir, con el estudio de fundamentales, etc Si os gusta ver método os recomiendo este libro, y si sabéis de alguno similar espero que alguien me diga títulos.

@xiscom, lo de que fue el Sr. Rato el que se desplazó a Londres ya lo había entendido. Hasta ahí ya llego. Lo que no entiendo es por qué el Sr. Molins quería que el visitante se esforzara en hacerle invertir en Bankia si él ya había tomado la decisión de no invertir. No solo él, sino que da a entender que todos estaban en la misma posición.  Podría entender que el Sr. Molins no quisiera perderse el cocktel gratuíto que todos podrían intuir se serviría tras el paripé y quizá por el que todos acudieron, pero que el Sr. Molins fuera a aquel salón tan bonito de la City a ver al Sr. Rato en la posición que explica en el libro me parece ingeniería emocional para sacarse unas perras dándole a la impresora. En realidad, el Sr. Rato hasta podría defenderse con ese capítulo del libro de los que le acusan de estafa en la salida de Bankia a bolsa; allí donde se juntan comisionistas de todo pelaje él no hizo nada por venderles humo. Y, vaya Vd a saber, si el Sr. Molins o algún otro le pone en un aprieto preguntándole por el "hundimiento ocultado" de Bankia/BFA igual va el Sr. Rato y le cuenta la verdad sin ningún tipo de ingeniería emocional y nos enteramos de la verdad todos los ciudadanos (cuento con que los periodistas nos la harían llegar). Ya ve, soy de los que dudan que el hundimiento de Bankia/BFA fue debido a errores mientras sus intentos de reflotación no fueron errores sino delitos cometidos con el uso de ingeniería emocional. Sigue sin convencerme ese capítulo del libro.

 

La navaja de Occam me remite a la hipótesis más sencilla, que es la del paripé como dice @McBraulio y luego está muy bien darle un poco de drama y de superioridad una vez el árbol está más que caído. Por supuesto nadie habría acuchillado a Rato entre canapé y canapé por amor al arte.

@McBraulio: yo no sé si el Sr. Molins había decidido no invertir en Bankia antes de la presentación de Rato. Si no entiendo mal, fue el conjunto lo que le disuadió: la desgana de Rato, los informes con medias verdades, la intervención política en las cajas de ahorros...

Quizas lo que el autor esperaba de Rato es que les trasnmitiese el mensaje o mas bien la señal de que "serian" apoyados. Nadie que trabajara en la city en ese momento, uno de los sitios donde Darwin aun esta presente, invertiria en Bankia por sus libros o la valoracion de sus activos, todos ellos sabian que el banco estaba quebrado, en mayor o menor medida con solo dedicar una tarde y una misera hoja de excel.

Lo que querian escuchar de un hombre que habia sido vicepresidente del gobierno, director gerente del FMI y otras muchas cosas que le hacian bien conectado con el realpolitik español es que el banco seria fondeado y reparado por eso que una politica llamo en decir el dinero no es de nadie. Querian escuchar las palalbras que escucho por ejemplo Warren Buffet cuando se hizo con opciones call sobre la banca de inversion norteamericana, querian escuchar las palabras magicas banco sistemico y ayudas estatales.

Y si Rato no podia decirles aquello, bien hicieron en no pretender lo contrario y disfrutar de la velada con vistas al Tamesis.

¡Hombre @xiscom!. Esto no se hace. En esta tarde de 31º me topo con tu artículo " Confidencias de un especulador - 1" y me dispongo con ilusión e interés a leer la primera parte de tus confidencias y....¡chasco! 

Si esta gente sabía la situación de Bankia con solo dedicar una tarde y una mísera hoja de excel es probable que dedicándole dos minutos más se hicieran una idea ajustada de lo sistémico o no del bancocaja. Lo siguiente me parece mejor, porque puedo entender que todo el mundo no se tenga a sí mismo como Mr. Buffett pero pensar por ello que el Sr. Rato les iba a ofrecer en público en aquel salón tan bonito de la City un maná de ayudas estatales es descabellado hasta para ponerlo como argumento imaginario de esta gente. Otra cosa sería que el autor del libro o alguno de sus colegas en el uso de la excel le hiciera un aparte al Sr. Rato y hablaran de negocios golosos en la forma debida .Cosa que no parece que así se diera. Por qué? Qué parte de lo que hay que tener para hacer negocios no había en aquel sitio donde Darwin aún está presente? Es una repetición, pero sigue sin convencerme ese capítulo del libro.

 

En la primavera del 2012 Bankia hizo 3 roadshows en Londres para colocar parte de su OPS. No lograron colocar un simple cromo porque si en alguna parte del mundo financiero quedan viejos artistas del mercado es en la city, y estos que ya llevan muchos años saben mas por viejos que por diablos. Que el sistema financiero español estaba quebrado era conocido por todo aquel que hubiera puesto un pie en Villanueva de la Cañada, y mirase como aquel solar frente al cementerio servia de aval de un prestamo de 120 millones de euros, que la empresa PromocionesPacoSL habia obtenido para la construccion de 20 chaletes y el polideportivo municipal, del cual tambien obtendria el concurso de explotacion por otros 2 millones de euros al año, tambien con otro credito concedido.

 

Y no lo lograron porque Bankia no se encontraba entre esos bancos que iban a ser salvados a mayor gloria de sus accionistas. De modo que en el verano de 2012 no era buena idea ser accionista de un banco quebrado.

Del mismo modo que Lehman Brothers debido a que era el banco mas independiente de la realpolitik norteamericana y posiblemente el menos quebrado de todos ellos, fue sacrificado al contrario que el resto de sus colegas que fueron salvados con ayudas millonarias, Bankia no paso el filtro estadistico de la mano de dios. Ese dedo que decreta quien vive o muere. El balance de Lehman era mas o menos parecido al de Goldman, Morgan y otros sospechosos del lugar, pero no fue bendecido, como no lo fue Bankia y asi lo corroboraron en esos tres roadshows, esos viejos diablos. En todo este relato, Rato habia perdido su puesto en las bodegas del poder, y ya era solo uno mas entre esos que acaparan flashes y dinero pero cuyos manos ya no tocan poder. Y un hombre acostumbrado al poder, al que solo le queda el dinero, se convierte en apatico.

 

 

 

@augur: comprendo tu frustación. En mi caso, en lugar de un especulador, serían las confidencias de un pardillo inversor, que no sé si tendrían mucho mercado.

@arturop: me atrevo a corregirle. 

Wikipedia define la Navaja de Occam (u Ockham) como un principio metodológico y filosófico que dice:

"en igualdad de condiciones, la explicación más sencilla suele ser la correcta".

Igualdad de condiciones. Repito.

https://es.wikipedia.org/wiki/Navaja_de_Ockham

(Claro que también podrá decir que la Wikipedia se puede equivocar, es cierto)

 

Seguro que tiene Vd. razón. Adscribámoslo a la licencia poética, aunque en esta ocasión no sabría como dilucidar cuáles son las supuestas condiciones.

No se trata de tener razón o no. Yo tampoco soy el abogado del Sr. Molins (ni del Sr. Rato, de paso). Sólo quiero poner de relieve cómo un mismo evento (explicado por Molins y transcrito por mí) puede llevar a diferentes interpretaciones. Lo más probable es que la "verdad" esté en algún punto intermedio. No lo sé. En el caso de Bankia todos sabemos cómo acabó. También sé que ni se me pasó por la cabeza comprar acciones de ese banco y se lo comenté entonces a Vd. y a @aoshi7, por lo que recuerdo.

La razón se la daba sobre lo de Occam, no iba más allá.

Lo de PromocionesPacoSL creo que lo sabemos todos, lo que no sabemos todavía es lo de Bankia y sus Cajas y no hemos podido ponerle caras al desaguisado. Por mucha intervención del dedo de dios, que se dice más por ingeniería emocional que por otra cosa, me sigue pareciendo una impostura lo que se le pide al Sr. Rato en este capítulo del libro. Si sabían que el banco estaba quebrado hay que tener mucho rostro para pedir fuerza, convencimiento, empuje, equity story, ...  al Sr. Rato. Vamos, un paripé del que no salió el pelotazo deseado. Pero hay un libro, oigan! Sería interesante saber si hay algún capítulo que descubra si alguno de los participantes en la reunión compró al menos un buen fajo de Bonos y si los ha vendido ya. Va a resultar que de la criticada apatía del Sr. Rato se pudo sacar tajada.

 

edito: me refiero a Bonos Soberanos del Reine de España.

Únete al grupo de Libros de inversión y economía en Finect para comentar. 

¡Regístrate y forma parte de la comunidad líder de finanzas en España!

Regístrate

Últimos artículos

Alguien a leído El cisne Negro?
2 Comentarios
El libro prohibido de la economía
1 Comentarios
EL PEQUEÑO GRAN LIBRO DEL VALUE INVESTING
5 Comentarios
"El pequeño libro que genera riqueza" de Pat Dorsey
17 Comentarios
Olvídate de tu cerdito y pon a crecer tu dinero: Aprende desde joven a invertir como los ricos
7 Comentarios
George Soros - Mi filosofía.
2 Comentarios
El Millonario de la puerta de al lado
20 Comentarios
The Education of a Value Investor, Guy Spier
3 Comentarios
Leyendo "Crisis económicas en España 1300-2012"
3 Comentarios
Comentando "El dilema de España" (Luis Garicano)
22 Comentarios

Top Autores

GODSUS
303º 16 Artículos
David7252
89º 8 Artículos
xiscom
26º 13 Artículos
Doctor98
55º 4 Artículos

Más comentados

Economía y pseudociencia
40 Comentarios
Novedades en libros de economía
33 Comentarios
Carlos Sebastián: “El clientelismo mata el talento”
32 Comentarios
Comentando "El dilema de España" (Luis Garicano)
22 Comentarios
"UN PASEO ALEATORIO POR WALL STREET"
23 Comentarios

app version

Wed Nov 02 13:34:35 CET 2016

2221

79dd84889bae13e7769f41dc060a3ba472981ca5