HelpMyCash (331º) 

Este artículo ha sido marcado como molesto Deshacer
HelpMyCash
18:51 el 14 septiembre 2015

Los préstamos rápidos, una opción para evitar que la vuelta al cole nos deje en números rojos


Ahora que ya ha empezado el curso escolar en la mayoría de los colegios españoles, muchos padres hacen números y ven que la vuelta al cole de sus hijos ha dejado sus bolsillos vacíos. No solo han pagado por el material escolar, los libros de texto y los uniformes, sino que también han tenido que hacer frente al coste del comedor escolar o al de actividades como las clases particulares de idiomas. No todas las familias disponen del dinero suficiente para poder afrontar todos estos gastos; de hecho, Cruz Roja asegura que 8 de cada 10 unidades familiares en situación vulnerable no podrán facilitar a sus hijos todo lo que necesitan para ir a la escuela. Solicitar préstamos rápidos al banco o a una empresa de capital privado puede ser una buena manera de conseguir liquidez y evitar quedarse en números rojos por culpa de la vuelta al cole. 

Bancos o empresas privadas, ¿quién ofrece los mejores créditos rápidos?

Actualmente, tanto los bancos como los prestamistas privados ofrecen créditos al instante a aquellos clientes que necesitan dinero rápido para solucionar imprevistos. Durante los últimos meses, las entidades bancarias han lanzado varios préstamos inmediatos para competir con las empresas privadas. Por ejemplo, Liberbank lanzó en julio el Préstamo Instantáneo, que sus clientes pueden solicitar a través de internet o desde el cajero. Laboral Kutxa y Kutxabank también se han subido al carro de los créditos rápidos: el primero estrenó hace unos días su nuevo Crédito Preconcedido, que permite conseguir el importe de hasta 12 nóminas, mientras que el segundo ofrece microcréditos de entre 500 € y 3.000 € para afrontar los gastos de septiembre.

Las tarjetas de crédito también son productos bancarios que permiten conseguir dinero al instante para imprevistos de todo tipo. Además, suelen incluir muchas otras ventajas, como descuentos, bonificaciones o seguros gratuitos. Por ejemplo, la tarjeta Barclaycard Oro incluye descuentos de hasta el 50 % en varios establecimientos y permite financiar deudas contraídas con otras tarjetas en 12 meses al 0 % TIN. Esta tarjeta no tiene comisiones de emisión ni renovación y se puede conseguir sin cambiar de banco.

Por otro lado, los prestamistas privados llevan varios años ofreciendo créditos rápidos diseñados para hacer frente a situaciones de emergencia. Los productos estrella son los minicréditos: se pueden conseguir hasta 900 € a devolver en un plazo que no suele superar los 30 días. Se pueden solicitar online y se conceden en cuestión de pocas horas, incluso de minutos. Actualmente, existe una gran competencia entre las empresas que ofrecen este tipo de préstamos, por lo que es posible encontrar grandes ofertas. Por ejemplo, ¡QuéBueno! aplica un 50 % de descuento a los nuevos clientes que introduzcan el código promocional HMC0815 en su solicitud, mientras que Vivus no cobra honorarios a los nuevos solicitantes.

Según señalan desde el comparador HelpMyCash.com, para saber a quién es más conveniente pedir préstamos rápidos hay que fijarse tanto en el precio del producto como en el propio perfil del cliente. Los créditos rápidos bancarios suelen tener un precio más bajo que los privados, aunque los requisitos para poder conseguirlos también suelen ser más estrictos. Por ejemplo, es posible que los bancos exijan a los solicitantes tener cierta antigüedad en la entidad y cumplir con algunas condiciones de vinculación, como tener domiciliada la nómina o contratar otros productos (seguros, tarjetas, etc). Las empresas privadas, en cambio, no exigen ninguna vinculación y algunas están dispuestas a conceder sus créditos a clientes que no disponen de nómina ni aval o están inscritos en registros de morosos.

Los créditos rápidos son una buena opción para hacer frente a todos los gastos asociados a la vuelta al cole, pero no deben usarse como vía habitual de financiación. Su precio suele ser más elevado que el del resto de los  préstamos personales, por lo que no es recomendable pedirlos repetidamente. Si una persona solicita préstamos rápidos con demasiada frecuencia, corre el peligro de endeudarse más de la cuenta y de empeorar todavía más su situación económica. 

Publicar Ocultar ¿Quieres hacer públicos tus favoritos? Publicar No por el momento
0 comentario
0 vez compartido
 Comentar

Artículos relacionados en Finect

¿Cómo financio la compra de un bien?

Avanza


Si quieres comprar un bien pero necesitas hacerlo a través de la financiación por no contar con los medios necesarios para llevar a cabo la compra directa estate atento.Debes estarlo porque en este articulo pretendo ...

Créditos particulares ¿Siempre hace falta aval?

Avanza


Aunque se tiene la creencia de que en los créditos particulares siempre hace falta aportar aval hay que decir que también es posible conseguirlo sin aval.¿Por qué entonces existe esta creencia?Se da porque más del 95...

Préstamos quirografarios y su no presencia en España

Avanza


A pesar de que en este artículo vamos a hablar acerca de los préstamos quirografarios quiero dejar claro de que se trata de un tipo de financiación que en Grupo Avanza no ofertamos.Lo digo porque son varias las perso...

Préstamos urgentes y como el importe marca el resultado

Avanza


Si nos ponemos a hablar acerca de los llamados como préstamos urgentes de dinero a la mayoría se nos vienen a la cabeza todos aquellos créditos que se pueden conseguir en el mismo día.Préstamos firmados en menos de 2...

app version

Wed Nov 02 13:34:35 CET 2016

2221

79dd84889bae13e7769f41dc060a3ba472981ca5