Javier Benito  

JBGP (68º) 

Este artículo ha sido marcado como molesto Deshacer
JBGP
16:30 el 15 septiembre 2011

La caída del Euro y sus consecuencias

UBS nos ha presentado un interesante informe en el que se discute una posible salida del euro ya sea por parte de un país periférico o uno de los poderosos.

 

En primer lugar exponen los argumentos que justificarían la no existencia del Euro, o al menos tal y como ha sido constituido. Así, suponen que bajo la estructura actual y con los miembros actuales la moneda única no es viable ya que supone un mayor coste que beneficio para alguno de sus miembros.

 

El problema fundamental del Euro radica en lo siguiente: cualquier unión monetaria es económicamente positiva siempre y cuando la unión que se cree constituya un área monetaria óptima, y esto se consigue si existe homogeneidad en cuanto al ritmo económico de todos los países miembros, o bien si las economías presentes en la unión son lo suficientemente flexibles como para que en caso de existir diferencias, en el rendimiento económico de los distintos países, éstas puedan ser corregidas sin mayores prejuicios. EUROPA NO HA CUMPLIDO NUNCA, NI DE LEJOS, CON ESTOS REQUISITOS. Esta cuestión, pasada por alto cuando se aprobó la moneda única, ha llevado a muchos países a sufrir, durante años, y de manera persistente una política monetaria inapropiada.

 

A propósito de lo anterior se ha planteado en alguna ocasión la posibilidad de que algún país miembro sea expulsado del Euro. Incluso se ha llegado a decir que si determinados países se saliesen del Euro ello estimularía el crecimiento del propio país.

 

Según UBS, ambas cuestiones se apoyan sobre argumentos erróneos. Primero, porque un país no puede ser expulsado; legalmente NO ES POSIBLE EXPULSAR A UN PAÍS MIEMBRO DE LA UNIÓN MONETARIA, ya que la legislación europea vigente no contempla esta opción. Para que un país sea expulsado se debe modificar el Tratado de Maastricht y ello requiere unanimidad por parte de los países miembros. Lógicamente un país que no quiera ser expulsado nunca votará a favor de modificar aquello que necesita ser modificado para que pueda ser expulsado.

 

Más adelante UBS nos explica las consecuencias de que un país “débil” abandone el Euro. En pocas palabras la salida de la UME supondría para el país que la deja lo siguiente: depreciación brutal de la moneda (UBS estima que entre 50 y un 60%); deuda doméstica en default, los países acreedores van a querer cobrar su deuda en Euros y con una moneda tan sumamente depreciada esto se convierte en un imposible; colapso del sistema bancario doméstico, los habitantes del país que sea temerosos sacarán sus depósitos bancarios del país; inminente salida de la UE; y finalmente desórdenes civiles generalizados, guerras civiles…

 

Después UBS se centra en lo que creen supondría que un país “poderoso” abandonase la UME. Las consecuencias finales no difieren mucho de lo que le ocurriría a un país “débil” aunque con ciertos matices. En primer lugar la moneda del país saliente en vez de depreciarse se vería muy fortalecida (alrededor de un 40% de apreciación según estima UBS); esta brutal apreciación de la nueva moneda pondría en graves problemas a aquellas compañías que obtuviesen su fuente principal de ingresos fuera de la economía doméstica, la pérdida de competitividad en el sector exterior llevaría a la bancarrota y por tanto al paro a una importante proporción de la población; además, con la salida de un país “poderoso” del Euro, los países más débiles empezarían a contemplar su propia salida siguiendo la estela del país fuerte; y por último, aunque los desórdenes no llegasen a ser tan preocupantes, sí que aumentarían las huelgas y los conflictos debido al aumento incesante del paro.

 

La conclusión que sacamos es que, con sus limitaciones y debilidades, el Euro es (y va a seguir siéndolo durante bastante tiempo) la moneda única de los 17 países que de momento integran la UME. Es posible que los políticos se adelantasen a la hora de implantar la moneda única y que los países que la han adoptado no tuviesen el nivel de madurez necesario para ello. Puede que las aspiraciones políticas europeas por desbancar a EEUU de la supremacía política y económica terminasen por precipitar un acontecimiento ante el cual Europa no estaba preparada. Aun con todo, volver atrás es ya imposible así que tratar de solventar la situación es la única esperanza que queda.

 

Publicar Ocultar ¿Quieres hacer públicos tus favoritos? Publicar No por el momento
4 comentarios
2 veces compartido
Muy buen artículo, Javier, lo que más me molesta de UBS el el peligro que vé de guerras civiles, que ellos saben de sobra que no es así. Es una buena propaganda para que los acongojados metan su dinero en UBS, no veo otro sentido al artículo, porque la cifras que dan son todas hipotéticas y falsas, imposibles de comprobar.
Lo que sí es verdad, es que el euro ha ido mejor a unos países que a otros, como es natural porque no ha habido armonización fiscal ni se ha creado un Tesoro Europeo, la pata que nos falta para completar la implantación del euro.
Por ésto hoy han venido en nuestra ayuda la FED y los principales bancos centrales del mundo para financiar en dólares a los principales bancos europeos, sobre todo franceses y alemanes.
¿a caido mucho el euro como parece?
seguramente me dareis la razon con esto desde que está el euro lo tenemos todo muy caro y antes con las pesetas estaba todo mucho mas barato
@JBGP muchas gracias una vez más por su interesante artículo. Algunos comentarios:

- En algunas partes me cuesta distinguir cuál es su opinión de cuál es la de UBS.
- El argumento de que un país "no se puede salir por su propia voluntad porque el Tratado no lo contempla" me parece una estupidez por motivos obvios.
- El escenario apocalíptico para el país pobre me parece nada más que wishful thinking interesado. Yo creo que acabarían como han acabado Rusia, Argentina o más recientemente Islandia, en todo caso. ¿No será que UBS va hasta arriba de deuda periférica? Ya fueron unos cracks comprando CDOs en su día.
- El argumento del país fuerte tampoco me parece muy sólido. Manera óptima de rebajar la deuda de cualquier país fuerte un 40%. Me salgo del euro, la amortizo toda, me vuelvo a unir y se la doy con queso a los bonistas.
- El Euro es ante todo una moneda política y sigo pensando que cuantas menos monedas mejor para el comercio y esto es lo que verdaderamente cuenta. Yo no creo que a nadie le interese deshacerse de una moneda por estas dos razones.

Mi escenario es el default de Grecia sin salida del Euro y a otra cosa mariposa. Por supuesto lo pagarán los contribuyentes de los países cuyos bancos tengan que ser rescatados.
 Comentar

Últimos artículos del blog de JBGP

¿Hay que seguir apostando por la renta variable española?
1 Comentarios
RESULTADOS DE VISCOFAN
0 Comentarios
SOCIMIS, ¿OTRA FORMA DE CONSEGUIR YIELD?
4 Comentarios
¿Es rentable la energía renovable?
1 Comentarios
AENA: Vender al precio máximo, ¿acierto o error?
0 Comentarios
¿DESCUENTA EL MERCADO UN IMPAGO DE GRECIA?
87 Comentarios
¿COMIENZA A CERRARSE EL GRIFO EN ESTADOS UNIDOS?
0 Comentarios
¿CUÁL ES EL MEJOR SECTOR PARA INVERTIR EN EUROPA?
0 Comentarios
¿QUÉ NOS ESPERA EN 2015?
0 Comentarios
Lo mejor del año 2014 en RV Española
5 Comentarios

app version

Wed Nov 02 13:34:35 CET 2016

2221

79dd84889bae13e7769f41dc060a3ba472981ca5