La CNMV define a los chiringuitos financieros como "aquellas personas o sociedades que ofrecen servicios de inversión sin estar autorizadas para ello", por lo que no pasan los controles de la CNMV o el Banco de España.

Seguro que alguna vez os habéis encontrado con propuestas de altísimas rentabilidades que tenéis que tomar de inmediato y que, evidentemente, según ellos no tienen casi riesgo. Pues bien, como nadie da duros a cuatro pesetas, en este caso no iba a ser distinto... en la práctica esos resultados no llegan y me temo que en la mayoría de los casos incluso denunciando no se recupera el dinero.

¿Cómo podemos distinguirlos? La CNMV nos da estas pautas:

1. Tecnicismos: los comerciales suelen utilizar muchas palabras técnicas pero sin explicarlas de forma que se entiendan con claridad. 

2. El riesgo no importa: restan importancia al factor riesgo, considerándolo reducido en relación con las ganancias que se pueden obtener .

3. Prisas y mucha insistencia: casualidades de la vida siempre es una oportunidad única en ese momento, por lo que insisten e insisten en que se realizce cuanto antes. 

4. Confianza: Intentan establecer una confianza inusual para ser una persona desconocida, y si el cliente opone resistencia adoptan técnicas de presión. 

5. Cuenta corriente de sociedad extranjera: Además de lo anterior, suelen exigir que ese dinero sea depositado en una cuenta de una sociedad con nombre desconocido.

6. Mercados extranjeros y poca información: Como es de esperar, no suelen informar de la evolución de las inversiones para que no se vea que no se van a cumplir los objetivos que prometieron. Las inversiones suelen ser en mercados extranjeros, según indica la CNMV.

¿Qué aspectos añadiríais a tener en cuenta? ¿Conocéis a alguien que haya caído en la trampa de estos chiringuitos financieros?

En esta guía de la CNMV tenéis más info: