Ayer tuve una breve pero interesante entrevista con Luke Richdale, responsable de renta variable de mercados emergentes de JPMorgan Asset Management y Client Portfolio Manager del fondo JPM Emerging Markets Dividend. Lo que más me gusta de sentarte con gestores de emergentes o globales es precisamente que te haces un recorrido por el mundo en una conversación, con gente que los conoce muy de cerca y que suele visitar las distintas regiones. 

En fin, con Richdale la entrevista cumplió estas expectativas. ¿Y dónde ve más oportunidades ahora en los emergentes? Curiosamente, no en mercados excesivamente exóticos... Sino en los grandes mercados emergentes, los que se engloban dentro del acrónimo BRIC (Brasil, Rusia, India y China). "Las valoraciones más atractivas están en los mercados cíclicos y los BRIC son los más cíclicos".

De ellos, Brasil es el único donde ahora no tienen una sobreponderación en sus carteras, sino que se mantienen neutrales. En cambio, en el lado positivo, Richdale destaca especialmente India: "Siempre ha sido uno de los mercados más sobrevalorados, pero el inversor se había vuelto demasiado pesimista".

En China, aunque ve un aterrizaje económico menor del previsto por muchos, recuerda que el escenario es el deseado por las autoridades del Gobierno: " Están contentos con este escenario de bajo crecimiento y baja inflación... Lo que no quieren es el sobrecalentamiento. Tiene muchos problemas estructurales, debe liberalizar su economía, como ocurre con otros emergentes, pero tiene bancos bien capitalizados y con balances líquidos".

También charlamos sobre mercados emergentes frontera ( de los que nos habló en este post eduanton). En opinión de Richdale, hay buenas oportunidades también, aunque siempre hay que tener en cuenta la capacidad para encontrar empresas donde invertir los flujos que llegan. Afirma que las han aumentado y por eso han reabierto un fondo que tenían de África semicerrado.

Entre los mercados africanos, le gusta especialmente NIgeria y Kenia, con sistemas bancarios saneados, mucha demanda interna y mucho pontencial de crecimiento del consumo. Ponía el ejemplo de Lagos, la ciudad más poblada de Nigeria, con cerca de 10 millones de habitantes, que tan sólo tiene dos grandes centros comerciales. De los emergentes a evitar en estos momentos por valoración... Entre los clásicos cita México y entre los frontera a Filipinas . 

También se mantienen fuera por otras razones de Argentina o Venezuela: "Como dice un gestor nuestro de mercado latam, lo bueno de estos países es que han enseñado a los demás lo que NO se debe hacer, es un error tener una política no amigable con los inversores"...

Para terminar, le pregunté qué podemos esperar de los mercados emergentes, si ya ha pasado el tiempo en el que las expectativas para fondos emergentes estaban por encima del 10% anual. En su opinión, no. Cree que t odavía se puede confíar crecimientos de beneficios de las compañías cercanos al 8%-9% de media más las rentabilidades por dividendo, que están entre el 2 y el 3% y creciendo.

Y esto de los dividendos tiene su miga, porque los emergentes están estigmatizados como mercados de crecimiento y no de dividendo, pero eso está cambiando: "Muchos inversores hemos estado pidiendo a las compañías de mercados emergentes que redujeran la inversión y pagaran más dividendos. Y cada vez lo están haciendo más".

De hecho, según comenta, desde 1998 casi la mitad de la rentabilidad de los mercados emergentes las han aportado los dividendos. Un dato que me sorprendió bastante. 

¿A vosotros no?