Este es el último artículo de una serie en la que he pretendido comprobar si el conocido sistema periódico de inversión Dollar-Cost Averaging (DCA) puede mejorarse alterando de forma muy sencilla su mecánica: aportamos el doble en los periodos bajistas y dejamos de aportar cuando el mercado vuelve a subir, para así no exceder la inversión total programada.

Los artículos de la serie han sido estos:

Probando una variante para el Dollar-Cost Averaging (I)

Probando una variante para el Dollar-Cost Averaging (II). Tablas mensuales

Probando una variante para el Dollar-Cost Averaging (III). Tablas semanales

La idea de esta última entrega, tal  como prometí, es exponer las posibles conclusiones en base a los resultados obtenidos. Para ello he confeccionado una pequeña tabla con el resumen de rentabilidades finales acumuladas para ambos sistemas comparados, en las cuatro periodicidades estudiadas. Es ésta:

Podemos observar varios hechos en esta tabla:

1º Que la opción ganadora es la de la variante que aporta trimestralmente.

2º Que se aprecia un ligero incremento de la rentabilidad a medida que aumenta la frecuencia de las aportaciones. Esta tendencia, sin embargo, no se cumple totalmente en el caso de la variante, ya que, tal como hemos señalado en el punto 1º, la que aporta trimestralmente resulta ser más rentable que la mensual y la semanal.

3º Que en todas la periodicidades la variante es más rentable que el DCA puro.

4º Que a medida que la frecuencia de aportaciones es mayor, la diferencia de rentabilidad entre el DCA y su variante es menor.

¿Y qué conclusiones podemos sacar?

1º Tal como han apuntado @agenjordi y @Fabala en los comentarios, que estos resultados no se pueden generalizar. Sería necesario realizar unos tests que abarcaran una gran variedad de escenarios (como el que hizo, por ejemplo, @Fabala en su artículo Portfolio 4 Stagioni - Asset Allocation) para poder afirmar con mayor seguridad que la mayor eficiencia de la variante respecto al DCA se cumple en todos los casos.

2º Que si alguien que invierte con aportaciones periódicas pretende arañar unos puntos al mercado basándose en los resultados de este estudio (a pesar de lo dicho en el punto anterior) conseguiría mayor diferencia en rentabilidad respecto al DCA con la variante en los periodos más espaciados de aportación (anual y trimestral). Sin embargo, teniendo en cuenta que a medida que aumenta la frecuencia de las aportaciones las rentabilidades parecen aumentar, pero la diferencia de rentabilidades entre ambos métodos se van estrechando, no parece que valga la pena tomarse la molestia en seguir tan de cerca al mercado (salvo que se trate de un inversor que de todas formas lo hace porque disfruta con ello) para decidir qué hacer cada semana o cada mes, cuando es mucho más cómodo automatizar las cuotas. Esta ha sido la opinión en los comentarios, que agradezco, de @Quio, @JJSPEDDY y @Juan35.

3º No puedo dejar de incluir aquí la muy sagaz observación hecha por @agenjordi de que, al tratarse de una filosofía de inversión de muy largo plazo, al aumentar el capital acumulado con el paso de los años el peso relativo de las aportaciones respecto al mismo es cada vez más despreciable y, por tanto, más irrelevante será el modo en que las realicemos.

¿Se os ocurre alguna otra observación respecto a los resultados? ¿Hay alguna de las conclusiones con la que discrepéis? Cualquier opinión o comentario será muy bienvenido.