Apple está de moda. Puede que no sea por sus recientes resultados, que causaron pérdidas de capitalización superiores a 40.000 millones en un solo día, sino por la actividad en la comunidad en inversora en el valor en el último trimestre. Berkshire Hattaway, vehículo inversor capitaneado por W.E. Buffett ha entrado por primera vez en la compañía (recomiendo visitar El poder de iBuffett  de @Jormerca), pero no ha sido el único  que ha aprovechado las caídas para comprar acciones de la compañía de Cuppertino. Aunque BRK con casi diez millones de títulos es uno de los mayores inversores institucionales no es el único super-inversor que ha aprovechado las caídas de las últimas semanas para incrementar su posición. David Einhorn ha incrementado en casi dos millones de acciones su posición, un 30% más en comparación con el cierre del año. He estado revisando cuales eran los inversores que más exposición tienen, y cuales  habian incrementado o reducido su posición en el último trimestre. Los datos están expresados en porcentajes sobre el total de la cartera cotizada en la exposición actual, mientras que en las compras y ventas reflejan el tanto por ciento en relación con el trimestre anterior. 

Inversores con mayor exposición a Apple al cierre del Q1 2016

Inversores con mayores compras durante el Q1 2016

Inversores con mayores ventas durante el Q1 2016

Como véis hay inversores para todos los gustos. El que mayor exposición tiene actualmente es Michael Burry, el gestor que inspiró "La gran apuesta". También hay dos que destacan por sus decisiones opuestas, y más aún sise tiene en cuenta cual ha sido su exposición historica al valor. Son David  Einhorn y Carl Icahn. Abajo tenéis cual ha sido la exposición histórica en títulos por parte de ambos superinversores. Mientras que Icahn ha liquidado el 100% de su inversión en Apple,  Einhorn ha vuelto a incrementar  

David Einhorn - Greenlight Capital  (AAPL Historical Holdings 2010-2016)

Carl Icahn - Icahn Capital Management (AAPL Historical Holdings 2012-2016)

Al final va a  resultar que aunque sea un poco tópico, puede que la pregunta ¿y tu de quien eres? tenga más sentido que nunca.