Este miércoles empieza el intenso calendario electoral europeo de 2017. Lo hace con los comicios en Holanda, donde las encuestas dan un alto resultado para los partidos euroescépticos, pero ven improbable que lleguen a formar Gobierno. ¿Acertarán esta vez o hay que estar prevenidos como sucedió con Trump y el Brexit? Aquí os dejo las claves de lo que (en teoría) se espera:

1) Un parlamento fragmentado es lo habitual

La división no puede ser tomada como un síntoma de indecisión, porque es lo habitual en las elecciones holandesas, donde los partidos están acostumbrados a gobernar en coalición y no con mayoría.

Lo que sí es una novedad es el número de partidos que concurren a las elecciones de este año, 28 formaciones, una cifra récord desde la II Guerra Mundial. Que haya más fragmentación que nunca y los partidos mayoritarios pierdan representación es el principal riesgo que ve el mercado.

De hecho, las encuestas pronostican que los asientos de la cámara baja se repartan entre más de 10 fuerzas políticas.

2) El quién es quién de los partidos

No se prevé que los partidos euroescépticos puedan alcanzar una mayoría y, si lo hiciesen, parece que el resto de fuerzas políticas han manifestado de manera tajante que no contarían con su apoyo. En este punto solo hace falta que las promesas electorales sigan vivas una vez terminadas las elecciones.

3) El Trump holandés

Se llama Geert Wilders, representa al Partido de la Libertad (PVV) y sería, según los sondeos, la segunda fuerza más votada.

Su programa electoral cabe en una sola hoja en la que el eje central es “desislamizar Holanda”. Aplaudió el veto migratorio del presidente de EEUU con un “muy bien, Trump, yo haría lo mismo”.

Promete devolver Holanda a los holandeses y dice que su primera tarea si llega a ser Primer Ministro será convocar un referéndum sobre la permanencia en la Unión Europea.

 

4) El peor de los escenarios: comprar tiempo

Si las encuestas se equivocasen estrepitosamente y hubiese una mayoría de partidos euroescépticos, los estrategas del equipo de Research de AXA IM apuntan que para salir realmente de la Unión Europea se necesitaría la mayoría en la cámara alta, donde estos partidos solo representan el 14% y donde no habrá una renovación de asientos hasta 2019. Un triunfo de Geert Wilders contaría con muchas limitaciones, como cuenta Fidelity en este artículo.

 

5) El verdadero riesgo, ¿alas a Le Pen?

“Si Francia sale del euro, otros países le seguirán y el euro desaparecerá”. Lo ha dicho hoy mismo Marine Le Pen, que, aunque venida a menos en los sondeos, sigue siendo un riesgo electoral que el mercado mira de reojo.

En realidad, el riesgo que se percibe de una victoria de los partidos antieuropeístas en Holanda tiene más que ver con dar alas al movimiento de Le Pen en Francia que con un “Nexit”. Según datos de la Comisión Europea, los holandeses (NL) son más europeístas que la media de europeos, como se puede ver en este gráfico de Andbank.

Esta es la radiografía de lo que se descuenta para este miércoles. Puede que a alguien le recuerde a lo que pudo leer un 22 de junio del año pasado sobre el Brexit o un 7 de noviembre sobre Trump. ¿Pensáis que hay que estar preparados para otro cisne negro?