A diferencia de invertir en un único plan de pensiones, un servicio en formato cartera combina dos planes de pensiones: renta fija y variable