Los tipos de interés cayeron a nivel global a niveles sin precedentes. Veamos qué está sucediendo y qué está impulsando la caída.