Janus Henderson Investors
Janus Henderson Investors
Moderación de las expectativas

Moderación de las expectativas

0
Me gusta
0
Comentar
Guardar

A pesar de que los niveles de precios sin precedentes de los activos de mayor riesgo sugieren que podrían venir tiempos mejores, Nick Maroutsos, director de renta fija global, considera que la recuperación completa de la pandemia podría llevar más tiempo de lo esperado, lo que justifica la continuidad de las políticas monetarias y fiscales extremadamente acomodaticias.

  • Los malos datos económicos y los problemas en la distribución de las vacunas probablemente significan que el regreso a la normalidad está más lejos de lo que descuentan los boyantes mercados de bonos corporativos y renta variable.
  • A pesar de que el pronunciamiento de la curva de tipos de los bonos del Tesoro invita al optimismo, creemos que la economía estadounidense seguirá necesitando una flexibilidad monetaria y fiscal generosa —algo que probablemente se conseguirá con la alianza entre el presidente de la Reserva Federal (Fed), Jerome Powell, y la Secretaria del Tesoro, Janet Yellen—.
  • Habida cuenta de que los precios de los activos de mayor riesgo son elevados y las rentabilidades de los bonos del Tesoro exiguas, probablemente los inversores tendrán que tirar de creatividad para acceder al nivel de diversificación que por lo general cabría esperar de una asignación a bonos.

En los últimos meses se han producido varios acontecimientos que podrían incidir en el entorno de la inversión. El cambio de administración en Washington, el control del poder legislativo por parte de los demócratas y la conclusión en Europa del proceso del Brexit tendrán repercusiones sobre las políticas y los mercados. Sin embargo, estos acontecimientos se ven eclipsados por la persistencia de la pandemia de y por la contundente respuesta de los principales bancos mundiales.

Los activos de mayor riesgo han repuntado tras la aprobación de múltiples vacunas. Esto sugiere que probablemente ya hemos superado el ecuador del periodo de la pandemia. Sin embargo, tal y como evidencian los problemas de distribución de la vacuna, creemos que el «regreso a la normalidad» puede tardar más de lo esperado. Además, cuando lo consigamos, los inversores entenderán que la «normalidad» será diferente, dado que probablemente los hábitos de consumidores y empresas habrán cambiado de forma permanente.

A pesar del optimismo del mercado, ya se vislumbran las turbulencias que probablemente caracterizarán a la salida de la pandemia. Los datos económicos estadounidenses se moderaron a finales de año y el Reino Unido ha impuesto de nuevo medidas de confinamiento domiciliario para combatir una nueva variante del virus. Esto sucede en el peor momento, dado que las empresas británicas se enfrentan a la carga adicional de adaptarse a un nuevo régimen comercial con Europa. Sin embargo, la incertidumbre asociada al Brexit se ha disipado y se ha logrado evitar el peor escenario posible.

En EE. UU., una nueva administración suele significar modificaciones políticas capaces de alterar el panorama económico. Si bien eso también es cierto en el caso de esta transición, creemos que cualquier iniciativa de la Administración Biden se verá eclipsada por la influencia masiva que la Fed continúa ejerciendo sobre las perspectivas para la economía y los mercados financieros del país.

Es muy probable que el presidente del banco central, Jerome Powell, encuentre una voluntariosa aliada para el mantenimiento de la política acomodaticia en su predecesora, Janet Yellen, cuando esta asuma el mando del Departamento del Tesoro. Creemos que la reiterada petición de la Fed de una mayor expansión fiscal finalmente se cumplirá con este nombramiento y que la alianza Powell-Yellen podría dar lugar a un nivel de cooperación sin precedentes entre la Fed y el Tesoro. Probablemente se requerirán estímulos a corto plazo hasta que la economía pueda reabrir de forma segura, pero en nuestra opinión, incluso cuando llegue ese momento, la política acomodaticia se mantendrá durante más tiempo de lo que muchos creen. Es probable que este persistente nivel de respaldo económico explique el reciente pronunciamiento de la curva de tipos de los bonos del Tesoro.

No nos preocupa el reciente avance de las rentabilidades de los bonos del Tesoro a más largo plazo. Después de todo, alimentan la expectativa de crecimiento económico. Por otra parte, la Fed ha anunciado que no tolerará una subida mucho mayor de los tipos. Creemos que cuando la economía se normalice, la Fed estará dispuesta a aceptar unas rentabilidades ligeramente superiores, pero que reaccionaría rápidamente para contener una aceleración en un contexto de venta masiva de títulos del Tesoro. A pesar de que el control de la curva de tipos sigue sobre la mesa, creemos que los diferenciales globales limitarán las rentabilidades, ya que los inversores extranjeros volverían a asignar capital a bonos del Tesoro para aprovechar los diferenciales de rentabilidad. Algo parecido podría ocurrir en el plano doméstico, dado que el aumento de las rentabilidades de los títulos del Tesoro ofrece una alternativa a las clases de activos de mayor riesgo para los inversores centrados en las rentas.

Las elevadas valoraciones tanto de los títulos del Tesoro como de los activos de mayor riesgo hacen que muchos se pregunten si los bonos ofrecerían sus tradicionales ventajas de diversificación en caso de una corriente de ventas de la renta variable. Nosotros compartimos esta preocupación, dado que observamos múltiples fuentes de riesgo. Dado que no existe demasiado margen para un rebote, no creemos que merezca la pena que los inversores mantengan en cartera títulos del Tesoro a más largo plazo, en particular porque los bonos son la clase de activos más en riesgo en caso de una normalización económica más rápida de lo esperado.

El potencial de diversificación existe, pero es probable que los inversores en bonos tengan que ampliar sus miras para encontrarla. Varios países desarrollados ofrecen rentabilidades similares a las de los bonos del Tesoro, pero puede que tengan que rebajar sus tipos de referencia antes que la Fed, debido a las condiciones económicas.
 

Los puntos de vista que aquí figuran corresponden a la fecha de publicación. Se ofrecen exclusivamente con fines informativos y no deben considerarse ni utilizarse como asesoramiento de inversión, jurídico o fiscal ni como oferta de venta, solicitud de una oferta de compra o recomendación para comprar, vender o mantener ningún valor, estrategia de inversión o sector de mercado. Nada de lo incluido en el presente material debe considerarse una prestación directa o indirecta de servicios de gestión de inversión específicos para los requisitos de ningún cliente. Las opiniones y los ejemplos se ofrecen a efectos ilustrativos de temas más generales, no son indicativos de ninguna intención de operar, pueden variar y podrían no reflejar los puntos de vista de otros miembros de la organización. No se pretende indicar o dar a entender que cualquier ilustración/ejemplo mencionado forma parte o formó parte en algún momento de ninguna cartera. Las previsiones no pueden garantizarse y no es seguro que la información proporcionada sea completa o puntual, ni hay garantía con respecto a los resultados que se obtengan de su uso. A no ser que se indique lo contrario, Janus Henderson Investors es la fuente de los datos y confía razonablemente en la información y los datos facilitados por terceros. Las rentabilidades pasadas no garantizan resultados futuros. La inversión conlleva riesgo, incluida la posible pérdida de capital y la fluctuación del valor.
No todos los productos o servicios están disponibles en todas las jurisdicciones. El presente material o la información contenida en él podrían estar restringidos por ley y no podrán reproducirse ni mencionarse sin autorización expresa por escrito, ni utilizarse en ninguna jurisdicción o en circunstancias en que su uso resulte ilícito. Janus Henderson no es responsable de cualquier distribución ilícita del presente material a terceros, en parte o su totalidad. El contenido no ha sido aprobado ni respaldado por ningún organismo regulador. 
Janus Henderson Investors es el nombre bajo el cual las entidades que se indican ofrecen productos y servicios de inversión en las siguientes jurisdicciones: (a) En Europa, Janus Capital International Limited (n.º de registro 3594615), Henderson Global Investors Limited (n.º de registro 906355), Henderson Investment Funds Limited (n.º de registro 2678531), Henderson Equity Partners Limited (n.º de registro 2606646), (cada una de ellas registrada en Inglaterra y Gales en 201 Bishopsgate, Londres EC2M 3AE y regulada por la Autoridad de Conducta Financiera) y Henderson Management S.A. (n.º de registro B22848, en 2 Rue de Bitbourg, L-1273, Luxemburgo y regulada por la Commission de Surveillance du Secteur Financier) ofrecen productos y servicios de inversión. (b) En EE. UU., los asesores de inversión registrados ante la SEC filiales de Janus Henderson Group plc. (c) En Canadá, a través de Janus Capital Management LLC, solo para inversores institucionales de determinadas jurisdicciones. (d) En Singapur, Janus Henderson Investors (Singapore) Limited (número de registro de la sociedad: 199700782N). (e) En Hong Kong, Janus Henderson Investors Hong Kong Limited. (f) En Taiwán (República de China), Janus Henderson Investors Taiwan Limited (con funcionamiento independiente), Suite 45 A-1, Taipei 101 Tower, No. 7, Sec. 5, Xin Yi Road, Taipéi (110). Tel.: (02) 8101-1001. Número de licencia SICE autorizada 023, emitida en 2018 por la Comisión de Supervisión Financiera. (g) En Corea del Sur, Janus Henderson Investors (Singapore) Limited, exclusivamente para Inversores profesionales cualificados (según se definen en la Ley de servicios de inversión financiera y mercados de capitales y sus subreglamentos). (h) En Japón, Janus Henderson Investors (Japan) Limited, regulada por la Agencia de Servicios Financieros y registrada como Entidad de servicios financieros que realiza actividades de gestión de inversión, asesoramiento de inversión y actividad de agencia y actividades de instrumentos financieros de tipo II. (i) En Australia y Nueza Zelanda, Janus Henderson Investors (Australia) Institutional Funds Management Limited (ABN 16 165 119 561, AFSL 444266). (j) En Oriente Medio, Janus Capital International Limited, regulada por la Autoridad de Servicios Financieros de Dubái como Oficina de representación. No se realizarán transacciones en Oriente Medio y cualquier consulta deberá dirigirse a Janus Henderson. Las llamadas telefónicas podrán ser grabadas para nuestra mutua protección, para mejorar el servicio al cliente y a efectos de mantenimiento de registros reglamentario.
Fuera de EE. UU. Para uso exclusivo de inversores institucionales, profesionales, cualificados y sofisticados, distribuidores cualificados, inversores y clientes comerciales, según se definen en la jurisdicción aplicable. Prohibida su visualización o distribución al público.  
Janus Henderson, Janus, Henderson, Perkins, Intech, Knowledge Shared y Knowledge Labs son marcas comerciales de Janus Henderson Group plc o una de sus filiales. © Janus Henderson Group plc.
 
0 ComentariosSé el primero en comentar
User