Josep Prats destaca en su carta mensual que los meses de verano por excelencia -julio y agosto- han estado marcados por una fuerte volatilidad. Tanto, que el Euro Stoxx 50 subió un 3,8% en julio, para caer en agosto exactamente el mismo porcentaje. En este escenario, Abante European Quality, que tiene un peso muy relevante en el sector bancario, llegó a sumar un 5% en julio, para después perder un 6,7% en agosto. Con todo, desde que el fondo salió al mercado, en mayo de 2013, ha logrado una rentabilidad positiva del 41%, frente al 20% que se anota el índice.

El castigo a la banca ha sido especialmente fuerte en agosto”, explica el gestor, al tiempo que habla de las consecuencias de esta corrección: la crisis de los países emergentes y las dudas que hay sobre con la sostenibilidad de las cuentas públicas italianas. Así, Prats señala que el mal comportamiento bursátil del sector bancario explica el diferencial negativo de rentabilidad frente al índice en 2018: “En lo que llevamos de año, el índice Euro Stoxx Banks registra un descenso del 20%, frente al 3% de caída del Euro Stoxx 50”, añade.

Por último, el gestor cuenta que no se han producido cambios en la cartera en este último mes. “Esperamos que antes de final de año, ante la evidencia de que el euro es irreversible y en la expectativa de una pronta subida de tipos, nuestra cartera bancaria registre una marcada revalorización diferencial frente al índice, que haga posible el objetivo de cerrar 2018 en positivo y con rentabilidad próxima al doble dígito”, subraya Prats.

Para leer la carta completa, puedes descargar el PDF

Evolución Abante European Quality AGOSTO

¿Quieres saber más sobre este fondo y su gestor? Puedes consultar los siguientes enlaces:

 Todos los artículos del gestor

 Twitter: @PratsJosep

 Perfil en Finect