La gestión de los fondos de renta variable española de BBVA, BBVA Bolsa y BBVA Bolsa Plus, se realiza bajo un enfoque de pura selección de valores.

Silvia IpiñaEntre los diferentes miembros del equipo se cubren todas las compañías del Ibex 35, la mayoría de las compañías españolas pequeñas cotizadas y algunas compañías portuguesas, y el objetivo es tener una cartera de entre 30 y 40 valores en los haya un potencial de revalorización suficientemente atractivo, teniendo en cuenta el nivel de riesgo asociado a cada inversión.

Para elegir las compañías que forman las carteras, se sigue un proceso inversor que comienza con el análisis fundamental. Para ello desarrollamos un conocimiento exhaustivo de las compañías, que en el caso español se ve favorecido por la facilidad de acceso a los equipos gestores. Eso implica conocer en primer lugar el sector en el que operan las diferentes compañías, las tendencias estructurales del mismo, la situación competitiva y, por último, el posicionamiento de la compañía dentro del sector. También miramos al historial de generación de retornos sobre la inversión y a la calidad del equipo gestor. Basándonos en todos estos parámetros se valoran las expectativas de beneficios a futuro y la visibilidad sobre esos beneficios futuros.

Con este conocimiento en mente, pasamos al segundo apartado del proceso inversor, la evaluación del riesgo de la inversión. Para ello se atiende a criterios como la volatilidad de los retornos sobre el capital invertido conseguidos en el pasado, el nivel de apalancamiento financiero y operativo, la capacidad de generación de caja y el potencial de devolución de la misma al accionista a través de dividendos.

Por último se pasa a la parte más importante del proceso inversor, la valoración. Para cada compañía desarrollamos un modelo de valoración propio en el que se determina cuál es el precio que vale esa compañía en un escenario central, y cuál sería ese precio en determinados escenarios (positivos o negativos) a los que consideramos que hay que dar cierta probabilidad. También se compara esa valoración con la valoración histórica de ese valor, así como con el resto de compañías del sector. El potencial de revalorización exigido a cada compañía no es siempre el mismo, ya que es mayor para los valores con mayor nivel de riesgo, y viceversa.

Con todo ello, el objetivo es elegir una cartera de valores con recorrido a medio y largo plazo, diversificada, en la que la contribución al riesgo del total del fondo de cada compañía sea equilibrada, y con el Ibex 35 como índice a batir pero sin que suponga una referencia a la que sea necesario pegarnos a la hora de construir nuestra cartera.

El contexto de mercado en el que nos encontremos en cada momento es relevante a la hora de definir los escenarios que creemos son más probables a nivel macroeconómico, así como a la hora de la valorar los riesgos agregados de nuestras carteras. En ese sentido cabe decir que estamos en un momento favorable para la inversión en renta variable. En primer lugar hemos pasado en Europa en general y en España en particular de un período de desaceleración en el crecimiento económico a otro de expansión en el mismo, con una expectativa de crecimiento del PIB español para el conjunto del 2015 que se ha tenido que ir revisando al alza en los últimos meses y que actualmente se sitúa en el 2.7%, crecimiento que supera al de la media de la eurozona gracias a las reformas que se han llevado a cabo y que han mejorado la competitividad del país. En segundo lugar, la actuación del Banco Central Europeo, estableciendo una política monetaria tremendamente acomodaticia, permite a las empresas trabajar con unos costes financieros muy bajos a la par que deprecia el euro frente a las demás divisas, y que supone un impulso adicional al crecimiento económico. Por último la fuerte caída del precio del crudo supone un importantísimo abaratamiento de costes para los sectores que usan como input esta materia prima, como por ejemplo el industrial, así como para los ligados al consumo, que se benefician de la mejora de la renta disponible de las familias. En este contexto  de mercado, la selección de valores en los fondos de renta variable española busca aprovechar tales dinámicas, por lo que nuestras carteras cuentan con compañías con exposición a la mejora de la situación económica en España y a nivel global, compañías industriales que se benefician de la caída del precio del crudo y del euro, así como valores menos cíclicos en resultados pero cuya recurrencia y visibilidad en beneficios hace que sean candidatos muy interesantes para diversificar las carteras.

 

AVISO LEGAL 

En BBVA velamos por la claridad y la transparencia en la información que le ofrecemos. Todos nuestros gestores le facilitarán explicaciones claras y fáciles de comprender sobre las características del producto.

Este documento contiene información comercial y es independiente de la documentación que legalmente estamos obligados a entregarle antes de suscribir el fondo, por lo que no sustituye ni modifica al DFI/Folleto del fondo. La puesta a disposición de esta información no implica que le estemos presentando el servicio de asesoramiento en materia de inversión, al no haber tenido en cuenta sus circunstancias personales. Antes de suscribir el fondo, lea atentamente su DFI/folleto, que está disponible en www.bbvaassetmanagement.com, así como en www.cnmv.es. En caso de discrepancia entre la información contenida en este documento y la información legal del fondo, prevalecerá esta última. Puede que con posterioridad a elaboración del presente documento se haya modificado, mediante la publicación de un Hecho Relevante, algún elemento no esencial del DFI/Folletodel fondo, se ser así estaría disponible para su consulta en www.cnmv.es. Le recordamos que el valor liquidativo del fondo de inversión puede fluctuar en contra del interés del inversor y suponer pérdida de la inversión inicial.

Entidad gestora: BBVA ASSET MANAGEMENT, S.A., SGIIC.

El fondo BBVA Bolsa,FI está registrado en la CNMV con el número 0131.

El fondo BBVA Bolsa Plus,FI está registrado en la CNMV con el número 1052.