Este artículo analiza diversos factores que explican la coyuntura actual del precio del petróleo, y la encrucijada a la que se enfrentan los países productores. Los avances tecnológicos han puesto en producción, en la última década, grandes cantidades de gas y petróleo no convencional (sobre todo en EE.UU.), que han modificado drásticamente el equilibrio oferta y demanda. Y la reducción de costes de las energías alternativas, unida a las políticas de reducción de emisiones, puede reducir la demanda de petróleo aún más. La pregunta es: ¿Cuánto vale el último barril de petróleo? Algunos productores pueden empezar a pensar que es mejor vender ahora más barato, que más tarde más barato aún.


EL CICLO DEL CRUDO

El precio del crudo, como en muchas otras industrias, viene condicionado por las diferentes fases de los ciclos de inversión y producción. Cuando los precios caen, se daña la generación de caja de las compañías petrolíferas, lo que obligan a las compañías a recortar su inversión en nueva capacidad productiva. Esta baja tasa de reinversión acaba afectando a la producción y, a medida que la demanda sigue creciendo, se producen tensiones de oferta, que vuelven a empujar los precios hacia arriba. Mayores precios vuelven a incentivar la inversión, y la producción resurge, desbalanceando el equilibrio entre oferta y demanda, y provocando caídas de precio. Buenos ejemplos son las caídas de producción de gas y crudo, de más del 20% en 1999 tras la crisis Asiática, o el recorte en inversión de más del 10% tras la crisis financiera del año 2008.


COMPORTAMIENTO HISTORICO DE LOS SAUDIES:

Hasta la reunión del 27 de Noviembre de 2014, la OPEP, y en especial Arabia Saudita, se había convertido en el principal factor de estabilización de precios del crudo. No solo en periodos de tensión de la oferta, donde aumentaban su producción para estabilizar grandes subidas del precio del crudo, sino también cuando la demanda era débil y el precio cedía fuera de los objetivos de precio que el cartel se había fijado. La fijación de precios, y posteriormente el establecimiento de cuotas de producción, han sido sus principales instrumentos de actuación.


HITOS QUE HAN CAMBIADO EL STATUS QUO:

En el sector energético se han producido dos hitos relativamente recientes y de gran relevancia: el descubrimiento de grandes reservas de crudo en Brasil y la revolución del tight oil/gas en Estados unidos. Respecto a esta última, mejoras tecnológicas, como el “fracking “y el “horizontal drilling”, permiten poner en valor yacimientos no convencionales, que antes eran inviables. Estos hitos son relevantes, pues cambian por completo y en pocos años el mapa de producción y reservas de crudo en el mundo.

Brasil pasó de producir 1,5 mill barriles diarios en 2001 a 2,5 mill en 2013, y con un potencial de crecimiento futuro muy importante. Pero el factor más significativo es sin duda Estados Unidos, que en 2013 cubrió el 84% de sus necesidades energéticas y redujo en casi un 20% sus importaciones totales de crudo, disminuyendo casi en la mitad el crudo recibido de los países de la OPEP.

 

A este cambio tan relevante en la producción/importación americanos, se suma un segundo factor: desde inicios del verano 2014 el dólar comienza a revaluarse con fuerza. Esto históricamente afecta a la baja al precio de las materias primas, y en especial a las energéticas.

 


Fuente: Bloomberg

TRASTORNOS TEMPORALES EN LA OFERTA DE CRUDO:

A raíz de la primavera Árabe asistimos a distintos acontecimientos en diversos países productores, que provocan interrupciones en el suministro de crudo. Países como Egipto, Libia e Iraq sufren en su producción y trastocan temporalmente la oferta, retrasando el impacto de los cambios estructurales que está sufriendo la industria y su visibilidad en el precio del crudo.

REUNIÓN DE LA OPEP 27 NOVIEMBRE 2014:

La Conferencia de la OPEP de 27 de noviembre señaló que, aunque se prevé que aumente durante el año 2015 la demanda mundial de petróleo, esto será (una vez más), compensado por el aumento del suministro de países non- OPEP previsto en 1,36 mb/d. El aumento en los niveles de existencias de petróleo y productos derivados en países de la OCDE (donde en días de cobertura están cómodamente por encima de la media de cinco años), junto con la subida continúa en los inventarios pertenecientes a los países Non-OCDE, son indicios de un mercado extremadamente bien abastecido.


Los países OPEP mostraron su preocupación por el rápido descenso de los precios del petróleo en los últimos meses, y en la Conferencia coincidieron en que un precio del petróleo estable – a un nivel que no afecte a el crecimiento económico mundial, pero que, al mismo tiempo, permita a los productores recibir un ingreso decente, e invertir para satisfacer la demanda futura – es vital para el bienestar económico mundial. En consecuencia, en aras de restablecer el equilibrio del mercado, la Conferencia decidió mantener el nivel de producción de 30,0 mb/d, como se acordó en diciembre de 2011. Como siempre, los países miembros se reservaron potenciales futuras actuaciones antes de su próxima reunión programada para el 5 de junio 2015.” (Nota de prensa de OPEP, 27 Noviembre 2014)


Analizando el comportamiento histórico de la OPEC, creemos que en esta reunión se reunían todos los requisitos para que la organización hubiese planteado un recorte de producción. Pero no fue así.

Adjuntamos el artículo completo:  Cuánto vale el último barril de crudo- 1ª Parte.pdf