Ibercaja Gestión
Ibercaja Gestión
Informe de evolución del mercado - 30 de junio

Informe de evolución del mercado - 30 de junio

0
Me gusta
0
Comentar
Guardar

Comportamiento activos financieros

 

La semana comenzó con buenos resultados para la renta variable. Pese a iniciarse con caídas la sesión tras la fuerte corrección del viernes de la semana pasada en los índices americanos, poco a poco los índices fueron recuperando terreno para cerrar cerca de los máximos intra diarios. En el caso del índice Eurostoxx 50 la revalorización fue del 0´87% para dejar su balance anual en el -13´68%. En el caso del mercado español, el Ibex 35 avanzó un 1´38% debido al buen comportamiento en términos relativos y absolutos del sector financiero lo que deja el resultado en el año 2020 en el -23´79%.

 

En renta fija pocos cambios en el día de ayer. Si atendemos a la evolución de la curva de rentabilidad de la deuda pública italiana, al cierre los niveles de TIR fueron los siguientes en cada uno de los tramos analizados: bono a 3 años 0´26%, bono a 5 años 0´62% y bono a 10 años 1´29%. En el caso de la deuda pública española, la TIR del bono a 3 años se situó en -0´29%, el bono a 5 años -0´14% y por ultimo su referencia a 10 años en el 0´46%. En renta fija privada, en la categoría de high yield, atendiendo al índice ITraxx a cinco años en divisa euro, el spread descendió hasta 397 puntos (-2´70%) movimiento confirmado en la misma dirección en la categoría de grado de inversión, con una contracción del spread hasta los 70 puntos (-2´00%).

 

Ayer en el sector de la energía, la empresa americana Chesapeake Energy se acogió a la protección de la Ley de Quiebras de EEUU con el objetivo de tratar de reestructurar su deuda. La empresa llegó a ser la segunda productora de gas natural en EEUU y una de las pioneras a la hora de explotar el fracking. La volatilidad que hemos visto en los precios del petróleo en este inicio de año empieza a tener sus consecuencias y no será el último cadáver empresarial que tengamos en el camino. Con una capitalización de apenas 115 millones de dólares, la deuda se había disparado por encima de 9.000 millones en los últimos meses. En el caso del barril Brent, más pegado al mercado europeo, su precio se sitúa en estos momentos por encima de 41 dólares mientras que en abril rompió los 16 dólares, una caída y recuperación posterior de calado. Precisamente en el nivel actual está la media anual hasta la fecha. En el año 2019, la media fue de 54 dólares con un máximo de 76 y un mínimo de 55 dólares.

 

Otro de los sectores donde alguna compañía puede que no sobreviva este año claramente es turismo y ocio. El mercado parcialmente ya descuenta este escenario con una caída para el conjunto de compañías del -38% (el peor sector del año) y con algunos nombres en particular que rozan el -60%. El problema en este caso no es de demanda ya que el escenario central que manejamos es que, bien sea en 2022 o 2023, se habrán recuperado los niveles de 2019. El problema es el nivel de deuda que algunas compañías van a tener que asumir por haber visto su actividad cerrada durante 3 o 4 meses con el riesgo abierto de un posible nuevo rebrote en el último trimestre del año. La IATA (Asociación Internacional de Transporte Aéreo) durante este mes de junio ha comunicado que las aerolíneas van a incrementar en 120.000 millones de dólares su deuda pero sólo han “levantado” capital por un importe de 30.000 millones. Es una muestra de las dificultades por las que atraviesa el sector en estos momentos.

 

¿Dónde pondríamos el foco en el próximo mes de julio?

 

Nos permitimos la licencia de repetir (no será la última vez) dos hitos importantes que van a suceder durante el mes de julio tanto para la economía americana como europea. En primer lugar, la renovación o no de las ayudas extraordinarias a los 20 millones de desempleados en EEUU que suponen más de 600 dólares cada semana por persona o 50.000 millones al mes de inyección en la renta disponible. Entendemos que estando las elecciones presidenciales a la vuelta de la esquina (mes de noviembre) y con la cifra diaria actual de infectados por la covid-19 (más de 45.000 personas) lo más probable es que sea extendida dicha ayuda. En el caso de Europa, el próximo 18 de julio se reunirá de nuevo el Consejo Europeo para tratar los detalles del programa de ayuda denominado Recovery Plan que inicialmente consiste en 500.000 millones de transferencias y 250.000 millones de préstamos hacia los países más perjudicados por la covid-19, entre ellos claramente figura España. En el interés de todos los políticos e instituciones está que dicho plan sea aprobado y se ponga en marcha lo antes posible.

 

0 ComentariosSé el primero en comentar
User