Durante septiembre, el foco de todas las miradas ha estado en el terreno político. La guerra arancelaria entre EE.UU. y China, los comentarios del BCE tras la reunión de septiembre y la propuesta presupuestaria del Gobierno italiano -que elevaba el déficit hasta el 2,4% desde el 1,6%- han empañado el buen comportamiento que los activos de riesgo europeos habían protagonizado en el mes. Si nos fijamos en la renta variable europea, ésta finaliza septiembre con resultados muy planos (Ibex 35 -0,15% y Eurostoxx +0,2%).

En este contexto, Imantia RV Zona Euro cierra con un buen comportamiento durante el mes, logrando una revalorización del 1,51%. Esta buena evolución viene explicada, entre otros, por la toma de beneficios en Safran y BHP Billiton, introduciendo Rio Tinto e Intesa. Además, se ha elevado el peso del sector de autos, confiando en su posible recuperación al final del ejercicio, pese a ser uno de los peores sectores en el año. Por último, incrementamos la exposición en renta variable hasta el entorno del 98% mediante la compra de futuros de Eurostoxx.

Imantia RV Iberia ha comenzado a construir en cartera posiciones en Lar Socimi, CIE Automotive Gestamp,aprovechando las correcciones que han sufrido los últimos meses. Asimismo, se ha vendido OHL y la totalidad de la posición en Mediaset, por resultados no acordes a los esperados y sus malas perspectivas para el cuarto trimestre, respectivamente. El fondo pierde durante el año un -0,17%, batiendo claramente a su índice de referencia, que cede un -6,52% YTD.

Renta fija

Imantia Renta Fija Flexible ha capitalizado de forma positiva el movimiento de estrechamiento de diferenciales y repuntes en curvas core. Además, ha recomprado un 25% de la posición vendida en alemán con el fin de consolidar beneficios.

Por su parte, Imantia Corto Plazo aprovecha los repuntes puntuales del soberano italiano para entrar de forma táctica en el tramo monetario y de forma estructural en financieros con vencimientos cortos.