Imantia Capital

Tipos, divisas y emergentes


Escrito 12 Nov 15

Nuestro gestor de fondos de fondos, Sergio Ríos, analiza las posibles repercusiones de una subida de tipos por parte de la Fed en los mercados y divisas emergentes.

 

El pasado viernes conocíamos el último dato de empleo americano que, no sólo por mejorar las expectativas, sino por la contundencia del dato, ha sido un autentico puñetazo en la mesa sobre el debate de la subida de los tipos de interés. Se crearon 271.000 puestos nuevos cuando se esperaban 185.000, además de la revisión al alza de las tasas de los dos últimos datos. La fuerte creación de empleo se ha centrado en el sector privado (+268.000) con servicios empresariales, educación, sanidad y comercio minoristas como principales fuentes de generación.

Ahora que la tasa de de paro se ha situado en el 5%, la Fed va viendo cómo sus condiciones para una actuación en tipos se van cumpliendo, y es que la mejora de la economía de los últimos meses y   una recuperación de los  indicadores de actividad, más el dato de empleo, empujan a que sea diciembre el mes en el que veamos los primeros movimientos. Otro aspecto positivo que consolida la buena marcha del mercado laboral es el incremento de salario por hora trabajada (+0.4%). Por lo tanto, si el dato de empleo de noviembre  sale tan positivo, o al menos en línea con este ritmo de creación, veremos en la reunión de diciembre lo que venimos atrasando desde marzo.

Este 2015 no está resultando un camino de rosas precisamente, repleto de dudas sobre la recuperación y el buen estado de la economía global, a raíz del precio del petróleo y las materias primas. Este hecho nos hace reflexionar sobre cómo puede sentar a los países emergentes una próxima subida de tipos en EEUU, especialmente con lo que han hecho los tipos americanos y el dólar en las últimas sesiones tras el anuncio del dato de empleo.

Históricamente, un dólar alcista con tipos de interés más altos junto a precios de las materias primas a la baja ha metido en serias dificultades a regiones latinoamericanas y asiáticas, donde países como Tailandia y Malasia abandonaron su paridad con el dólar. Por ello, y como ya hemos tenido varios antecedentes, recomendamos cierta cautela en las inversiones en determinadas áreas emergentes, especialmente en aquellas que tengan mayor endeudamiento en dólar, en caso de que la moneda americana siga fortaleciéndose a base de buenos datos económicos.

Comentarios (0)

No hay comentarios

Nadie ha comentado aún. ¡Sé tú el primero!