Aunque sólo conozcamos a nuestros clientes a través de nuestra aplicación y de los foros en Telegram, Finect, Rankia,etc. cada trimestre cuando devolvemos las retrocesiones de los fondos que no han comprado con clases limpias nos llenan de orgullo y gratitud.

Una vez más el 11% de las retrocesiones han sido donadas a Caritas para que pueda continuar haciendo su labor social, esta es la manera en la cual nuestra comunidad de clientes asume su compromiso social transformando lo que para otras empresas es su fuente de ingresos creando un conflicto de intereses en un bien para la sociedad.

Cada vez son más el número de clientes que pagan nuestro servicio solo con lo que les devolvemos en retrocesiones y cada vez son más los que hacen que los más de 56 millones de euros gestionado en IronIA Fintech les proporcione rentabilidad a ellos y a la sociedad.

Que nuestros clientes entienden de ahorro e inversión lo demuestra el 9,47% de rentabilidad media de sus carteras en 2021,que tiene un gran compromiso lo demuestra su donación continua a la sociedad de un dinero que las gestoras dan a las comercializadoras y que IronIA traslada a sus cliente. Ojalá su ejemplo nos sirva para transformar más conflictos de interés en beneficios sociales.