Casi todas las clases de activo han tenido un comienzo de año volátil, pero ninguna tanto como las materias primas. El gráfico de esta semana muestra el ratio de precios del oro frente al petróleo que está en máximos de los últimos 16 años.

Una subida del dólar y una ralentización de la inflación deberían haber hecho que estas dos materias primas se comportaran de una manera parecida, sin embargo, las correlaciones este año son negativas. ¿Qué está causando este pico?
 


 

Si ves el vaso medio vacío, podría ser los temores a que se vuelva a repetir 2008, cuando las preocupaciones sobre las perspectivas económicas globales hicieron que los inversores huyeran en masa hacia activos refugio como el oro.

Una interpretación más optimista es que mucho de ese desplome en los precios del petróleo se deba a un exceso de oferta más que a una caída de la demanda, lo que podría impulsar el crecimiento en un futuro cercano.

¿Cuál es vuestra percepción?

Os dejamos con la agenda macro semanal