La producción industrial de Alemania se ha contraído cerca del 1,2% durante el tercer trimestre del año, lo que ha generado un brote de incertidumbre sobre todo el sector en la zona euro. Pero, ¿qué está causando esta caída? ¿Deberían estar preocupados los inversores? Desde Schroders no vemos indicios suficientes como para que los inversores estén inquietos. Os lo explicamos a continuación. 

'Kaputte' automóviles

Un análisis más detallado de los datos de producción de Alemania muestra que la mayoría de subsectores de la industria están funcionando bien. Salvo el sector automovilístico, donde la producción de vehículos comerciales y turismos se ha debilitado. Asimismo, la matriculación también ha caído un 30,5% interanual en septiembre. 

Nuevos estándares de emisiones

Uno de los principales motivos de estas caídas se relaciona con el nuevo protocolo de emisiones para los vehículos ligeros. Se trata de una nueva medida, implementada desde 2017, que sirve para medir el consumo del combustible y emisiones de carbono de los turismos. 

De hecho, se introdujo a raíz de que se descubriera que varios fabricantes de automóviles habían trucado los resultados de las pruebas de emisiones para indicar que emitían menos de las que realmente se correspondían con los resultados. 

Las nuevas medidas, que son más estrictas, se han implementado para todos los modelos que se han fabricado a partir de 2017 y para los vehículos recién registrados desde el 1 de septiembre de 2018. Ante esta situación, los concesionarios aplicaron grandes descuentos sobre los automóviles que no cumplian con la normativa para acabar con las existencias antes de la fecha límite. Esta acción provocó un aumento de nuevos registros en agosto pero, después, una vez pasado este pico por razones especiales, vino la caída de septiembre. 

Las nuevas medidas han afectado a toda Europa, por lo que las caídas de Alemania no son un hecho aislado. La diferencia es que la industria automovilística es uno de los pilares de la economía alemana. El gran peso que tiene este sector ha magnificado dicho impacto tanto en la producción industrial de Alemania como en su PIB, siendo uno de los países más afectados. 

¿Un efecto fugaz? 

Se supone que estas caídas en la producción de automóviles deben ser temporales, ya que el resto de la economía alemana se mantienen sólida. Por tanto, no creemos que exista un motivo de preocupación para los inversores

Lo más probable es que el sector industrial se recupere a medida que los fabricantes de coches se adapten a los nuevos procedimientos de emisiones. Además, los inversores no deben olvidar que la caída de este sector fue calificada como un factor "aislado" por el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, en su última comparecencia ante la prensa el 25 de octubre.
 

Información Importante      
Las opiniones expresadas aquí son las de Azad Zangana, economista senior y estratega europeo  de Schroders y no representan necesariamente las opiniones declaradas o reflejadas en las Comunicaciones, Estrategias o Fondos de Schroders. Este documento tiene fines informativos exclusivamente y no se considera material promocional de ningún tipo. La información aquí contenida no se entiende como oferta o solicitud de compra o venta de ningún valor o instrumento afín en este documento. No se debe depositar su confianza en las opiniones e información recogidas en el documento a la hora de tomar decisiones de inversión y/o estratégicas. La información aquí contenida se considera fiable, pero Schroders no garantiza su integridad ni su exactitud. La rentabilidad registrada en el pasado no es un indicador fiable de los resultados futuros. El precio de las acciones y los ingresos derivados de las mismas pueden tanto subir como bajar y los inversores pueden no recuperar el importe original invertido. Las previsiones están sujetas a un alto nivel de incertidumbre sobre los factores económicos y de mercado futuros que pueden afectar a los resultados futuros reales.  Las previsiones recogidas en el documento son el resultado de modelos estadísticos basados en una serie de supuestos. Las previsiones se ofrecen con fines informativos a fecha de hoy. Nuestros supuestos pueden variar sustancialmente en función de los cambios que puedan producirse en los supuestos subyacentes, por ejemplo, a medida que cambien las condiciones económicas y del mercado. No asumimos ninguna obligación de informarle de las actualizaciones o cambios en estos datos conforme cambien los supuestos, las condiciones económicas y del mercado, los modelos u otros aspectos. Publicado por Schroder Investment Management Limited, Sucursal en España, c/ Pinar 7 – 4ª planta.28006 Madrid – España.