Sin duda, el interés de los inversores por las cuestiones ESG (environmental, social and governance), o, en español, inversión socialmente responsable está creciendo cada vez más. Pese a que las inversiones en este tipo de activos aumenta con los años, todavía siguen siendo poco frecuentes en los mercados emergentes.

El estudio realizado por Global Sustainable Investment Alliance refleja que los activos ESG han aumentado un 25% entre 2014 y 2016. Además, el Estudio Global de Inversión de Schroders respalda esta tendencia, ya que el 76% de los encuestados afirmaron que tienen una mayor consideración por los criterios medioambientales que hace cinco años.

¿Importa el criterio ESG en los mercados emergentes?

Los estudios señalan que las inversiones en activos sostenibles tienen un impacto positivo en las rentabilidades de los mercados emergentes. Veamos un ejemplo:

Este gráfico muestra que, en todas las regiones, la mayoría de los encuestados ha encontrado un impacto positivo de la inversión sostenible, sobre todo, en el desempeño corporativo. Además, también se observa que las rentabilidades han sido mayores en los mercados emergentes que en los desarrollados. 

2. ¿Les importa la sostenibilidad a los responsables gubernamentales?

Es cierto que las políticas dentro de los mercados emergentes están mejorando en este sentido. A nivel país, las reformas están avanzando y factores como la urbanización, contaminación o cambio climático son problemas que preocupan a la ciudadanía y, por lo tanto, presionan a los políticos para que aborden estas temáticas. De hecho, China e India son dos de las potencias que están liderando este movimiento. Por ejemplo, el presidente Xi utilizó el Congreso Nacional de 2017 de su partido para enfatizar los esfuerzos que incluyen la reducción del consumo de energía, el desarrollo de fuentes de energía alternativas y el fortalecimiento de las leyes y regulaciones ambientales. Sin duda, una decisión que contrasta con el anuncio de que Estados Unidos se retira del Acuerdo de París.

3. ¿Tienen acceso los emergentes a datos ESG?

Históricamente, la divulgación de datos ha sido más irregular en los mercados emergentes, lo que ha dificultado la transparencia y, por tanto, la capacidad de los inversores para conocer las características de los criterios socialmente responsables.

En este sentido, un informe de Transparency International, publicado en 2016, evaluó a las 100 multinacionales principales de los mercados emergentes y la nota fue decepcionante: un 3,4 sobre 102. No obstante, el informe también recoge que la "regulación funciona" y señala a la India como ejemplo donde la Ley de Compañías, que obliga a las empresas a revelar información financiera clave, le llevó a obtener la puntuación más alta en esta área de la evaluación.

En los últimos años, los cambios en las políticas y los requisitos adquiridos han promovido mejoras en la transparencia de los emergentes.

4. ¿Les merece la pena a los gobiernos los criterios ESG?

En el caso de los mercados emergentes, hay que tener en cuenta la estructura del mercado local y las cuestiones culturales. Por ejemplo, las estructuras corporativas estatales suelen ser muy comunes en estos países, sobre todo en China. Asimismo, la preocupación por la gobernanza suele ser más fácil de identificar y entender.

En cambio, las cuestiones ambientales y sociales suelen requerir análisis más profundos. Por ello, se genera una oportunidad para aquellos que dispongan de los recursos  necesarios para llevar a cabo una investigación exhaustiva y, sobre todo, que tengan el compromisos para seleccionar a aquellas empresas con modelos de negocios sostenibles.

5. ¿Puede el compromiso marcar una diferencia en los emergentes?

La divulgación de información, hasta el momento reducida por parte de las compañías de mercados emergentes, hace que el compromiso sea más crucial.Además, las diferencias locales entre países emergentes pueden ser muy grandes. Por lo tanto, el compromiso adquiere un papel fundamental para ayudar a los inversores a navegar en este panorama y comprender mejor el entorno en el que se desarrollan todas las compañías, tanto económica como culturalmente.

Información Importante      
Las opiniones expresadas aquí son las del equipo de Sostenibilidad y no representan necesariamente las opiniones declaradas o reflejadas en las Comunicaciones, Estrategias o Fondos de Schroders. Este documento tiene fines informativos exclusivamente y no se considera material promocional de ningún tipo. La información aquí contenida no se entiende como oferta o solicitud de compra o venta de ningún valor o instrumento afín en este documento. No se debe depositar su confianza en las opiniones e información recogidas en el documento a la hora de tomar decisiones de inversión y/o estratégicas. La información aquí contenida se considera fiable, pero Schroders no garantiza su integridad ni su exactitud. La rentabilidad registrada en el pasado no es un indicador fiable de los resultados futuros. El precio de las acciones y los ingresos derivados de las mismas pueden tanto subir como bajar y los inversores pueden no recuperar el importe original invertido. Las previsiones están sujetas a un alto nivel de incertidumbre sobre los factores económicos y de mercado futuros que pueden afectar a los resultados futuros reales. Las previsiones se ofrecen con fines informativos a fecha de hoy. Nuestros supuestos pueden variar sustancialmente en función de los cambios que puedan producirse en los supuestos subyacentes, por ejemplo, a medida que cambien las condiciones económicas y del mercado. No asumimos ninguna obligación de informarle de las actualizaciones o cambios en estos datos conforme cambien los supuestos, las condiciones económicas y del mercado, los modelos u otros aspectos. Publicado por Schroder Investment Management Limited, Sucursal en España, c/ Pinar 7 – 4ª planta.28006 Madrid – España.