Primera sentencia judicial que anula la cláusula de suelo.

Los hipotecados 'pillados' por el suelo, cláusula que ha impedido que sus cuotas hipotecarias se abaraten al mismo ritmo que el Euribor, comienzan a ver la luz al final del túnel. Por primera vez desde que saltó a la palestra la polémica y famosa cláusula -hace ya un año y medio-, un Juzgado -el número 2 de lo Mercantil de Sevilla- ha dictado una sentencia en contra de su aplicación. La Asociación de Usuarios de Servicios Bancarios (Ausbanc) ha ganado dicha sentencia a varias entidades financieras.

Este Juzgado ha condenado a un banco y dos cajas a eliminar, por abusiva, dicha condición general de la contratación en las hipotecas, y a abstenerse de utilizarla en lo sucesivo. Esta relevante resolución judicial representa "un paso muy importante" para la eliminación total de las cláusulas suelo en las hipotecas. afirma el presidente de Ausbanc, Luis Pineda, exultante con el logro conseguido.

"Esta trascendental sentencia beneficiará a miles de ciudadanos españoles que tienen firmada una hipoteca con las entidades condenadas -BBVA, Caixa Galicia y Cajamar-, ya que el Juzgado entiende que hay un desfase, a simple vista, entre los suelos y techos de los contratos de préstamo hipotecario, por cuanto el techo señalado en las cláusulas es difícilmente asumible por el prestatario y no guarda esa semejanza exigible con el suelo, siendo la relación entre ambos desproporcionada", informa Ausbanc en un comunicado.

De este modo, según Pineda, "miles y miles de hipotecados afectados pueden comenzar a solicitar los requerimientos de recobro -devolución de los importes indebidamente cobrados por esta cláusula y cesación de esta cláusula para futuros recibos-", aunque para él lo fundamental para empezar es que se conozca la noticia y se abra un debate social, económico y jurídico, "que se conozca esta práctica como abusiva para los clientes e ineficiente para las entidades financieras". Según sus cálculos, hay cuotas hipotecarias que podrían abaratarse hasta un 40%.