El coste financiero para las empresas que tiene el no tener a nadie especializado en el sector financiero /fiscal/ contable de su empresa puede ser importante y más teniendo en cuenta la situación actual del mercado en donde el mercado cambia de manera continua siendo necesario por tanto que las empresas tengan entre sus servicios contratados un servicio de asesoría personalizada para que de ese modo estos cambios no cojan por sorpresa a la pyme/empresa/autónomo.

El coste financiero del apartado fiscal (asesoría fiscal) esta claro, el no presentar las declaraciones correctamente puede traer posibles sanciones económicas que habrá que hacer frente ...En ese sentido las empresa suelen preferir delegar la gestión con hacienda y seguridad social (además del resto de organismos públicos) en manos de una asesoría fiscal que será la encargada de realizar todos los trámites necesarios en representación de su cliente. Además ya no solo se contrata una asesoría para cumplir con la ley sino por el coste en tiempo que conlleva tener que estar informado acerca de los cambios en las leyes, realizar la contabilidad...que aunque no lo parezca es un tiempo considerable.

 Esto es así para casi todo. Además, las empresas suelen caer en el error de pensar que el servicio fiscal solo es por presentar declaraciones de impuestos..cuando la realidad es que en el servicio se suelen incluir otras cosas como la gestión de despidos, juicios por despido...Esto es necesario tenerlo en cuenta porque hay empresarios que con el objetivo de ahorrarse unos pocos euros realizan todo la gestión tributaria mes a a mes por su cuenta hasta que surge algún imprevisto que no saben gestionar y en consecuencia necesitan  una asesoría. En estos casos piensan que el coste del servicio va a ser bajo cuando lo cierto es que un servicio temporal contratado de manera individual es mucho más caro que la gestión completa del negocio.

Un ejemplo claro lo tenemos con la presentación de la  cuentas anuales de la empresa.