Lo primero ¿Son lo mismo los prestamistas privados o prestamistas particulares y los inversores privados?

A continuación desde Grupo Avanza te vamos a explicar las diferencias entre ambos tipos de prestamistas pues hay diferencias más que notables.

Decir que todo depende de cómo funcionen ambos prestamistas, no es lo mismo actuar de manera independiente que por ejemplo hacerlo a través de una financiera privada…

En ese sentido la mayoría de prestamistas particulares forman parte del grupo de inversores de las financieras privadas pues saben que así es como suelen firmar los préstamos. Aquí el prestamista no aparece en ningún momento durante la tramitación del crédito sino que son los agentes de la financiera los encargados de realizar todas las gestiones de principio a fin.

Eso es una ventaja porque de esa manera para el prestamista la operación no es más que una inversión al encargarse la financiera de todo el análisis del préstamo, riesgo de impago....

Al fin y al cabo todos los prestamistas particulares ven la operación de la misma manera, una inversión, son los asesores financieros y profesionales del sector financiero lo encargados de velar por el buen fin del crédito.

Por el otro lado tenemos a los inversores privados que son aquellos que intentan no tramitar el préstamo a través de una financiera privada sino que pretenden hacer la inversión directamente ellos mismos.

¿Por qué un inversor prefiere hacer la operación de manera directa y no a través de la financiera?

Es cuestión de dinero, el inversor sabe que si hace la operación de manera directa gana más dinero, además el cliente no recibe asesoramiento financiero con lo que es más fácil hacer el préstamo según sus intereses sin tener en cuenta otros aspectos de la financiación.

Aquí el inversor nunca te pedirá información acerca de los ingresos, solo le interesa la garantía aportada por el cliente.

En cuanto al coste es el mismo que en las financieras privadas, la diferencia está en que mientras uno se lleva toda la rentabilidad de la operación no haciendo ningún estudio relativo al riesgo del préstamo (inversor) la financiera en cambio trabaja de manera contraria.

Lo primero que hace es verificar si la operación es viable o si por el contrario tiene riesgo. Un préstamo por mucho aval que haya si es seguro que el cliente no va a poder pagarlo se rechaza, cuando es un inversor privado quien realiza el préstamo por el contrario esto le es completamente indiferente.

www.prestamos-rapidos.es