¿Que estamos diciendo con esto en Grupo Avanza?

Lo que decimos es que el capital privado no es un tipo de crédito en donde como cliente puedas exigir lo mismo que podrías hacer con tu entidad bancaria por muchas razones.

La principal de todas es que el capital privado solo tramita préstamos, en ningún caso utiliza otros productos financieros como puede ser la comercialización de seguros, fondos de pensión, de inversión para así reducir las condiciones de sus préstamos.

Esto no lo veras nunca en el capital privado y por tanto hay que ser conscientes que la negociación es muy diferente si acudes por banco que si lo haces a una financiera privada.

Lo segundo que tienes que tener claro es que las financieras privadas trabajan con inversores los cuales tienen fijada la rentabilidad de sus inversiones.

Al no ser banco las empresas de capital privado no obtienen las mismas ventajas que las entidades bancarias y por tanto siempre fijan un mínimo de rentabilidad.

En los bancos el tipo de interés por el contrario si puede ir variando con facilidad según como se encuentre el euribor.

Cuanto más bajo este los préstamos de los bancos son más baratos y lo mismo al revés.

A las empresas de capital privado por el contrario nada de esto les afecta.

En cuanto al titulo del articulo lo que queremos decir es que intentar apretar a una financiera privada en sus condiciones puede dar lugar a la denegación del crédito.

Es lo habitual de hecho, más cuando se trata de una financiación alternativa diferente a la bancaria la cual es más rápida y flexible en la tramitación.

Lo mismo se puede decir no de los particulares sino del propio estado, quien crea que a las financieras se las puede fijar desde fuera esta en un error pues como empresas privadas son ellas quienes toman sus decisiones.

¿Que les obligan a reducir el tipo de interés haciendo que ya no sean préstamos rentables?

Muy bien, pues los elimino del mercado.

Precisamente esto es lo que hemos estado viendo en los últimos años, la eliminación de muchos de los préstamos privados que antes si podíamos tramitar.