ecb_governing_council

Esta semana hemos tenido una gran batería de datos fundamentales, con los  bancos centrales mostrando sus cartas y el reporte de empleo de EEUU de postre para cerrar el fin de semana con mayor volatilidad.
El resultado es que hemos tenido una semana llena de oportunidades intradiarias y la realización de nuevos máximos mensuales para los modelos de seguimiento de tendencia o swing trading.
La palabra de moda en estos últimos meses es el QE, o Quantitative Easing, que es para muchos Bancos Centrales, la única manera de poder solucionar un posible escenario deflacionista y a su vez reactivar la economía con los tipos de interés actuales por los suelos.
La idea es la siguiente: Como no se puede bajar más los tipos de interés (Ehh..., a todos nos encantaría tener la cuota de la hipoteca con interés negativo y que el banco nos devolviera dinero:), la única solución que les queda para bajar de manera indirecta los tipos del mercado interbancario es mediante la compra masiva de bonos, en el concepto denominado QE. Es una manera de actuar nueva, casi experimental, que tiene sus seguidores y sus detractores, ya que es incierto el resultado final que puede tener en la reactivación de la economía.
La Fed en EE.UU. realizando un programa récord de recompra de bonos por valor de 600 mil millones de dolares, el Banco Central de Inglaterra manteniendo su programa de QE sin cambios, Trichet permaneciendo ajeno en lanzar un programa de recompra  y el reporte de empleo de EEUU con la creación de más de 150.000 nuevos puestos de trabajo nos ha dejado una "borrachera" de datos fundamentales que han proporcionado unos recorridos interesantisimos de ida y vuelta en el mercado de divisas.
Veremos como se asienta la semana que viene ya que el despertar del lunes puede crear grandes recorridos una vez que los analistas hayan tenido tiempo de reposar "las ideas" después del fin de semana.
David Aranzabal