Australia anunció recientemente las peores perdidas en el PIB desde hace 20 años.
Su economía se contrajo 1,2% en los primeros tres meses del año. El gobierno explica que es por los tornados e inundaciones en las regiones más ricas del país.
La economía Australiana depende mucho de sus exportaciones. Los recursos naturales proporcionan a países como China o India la materia prima que necesitan para su desarrollo. Pero los dirigentes australianos son precavidos y sospechan que China paulatinamente frenará su crecimiento económico.
La moneda Australiana se mantiene frente al dólar a 1,0723 aumentando un 0.6%.