De acuerdo con los últimos datos publicados por el Banco Central Europeo (BCE) en septiembre, la TAE media de los créditos al consumo se situó en el 8,03% en España. Aunque la cifra del coste medio de los préstamos personales ha ido bajando durante los últimos años con respecto a los años más fuertes de la crisis, España sigue siendo un país caro para financiarse. El coste medio de los préstamos personales en la zona euro es del 5,07% TAE de acuerdo con los datos del BCE y, según sus estadísticas, España es el sexto país más caro para solicitar financiación (hay 10 estados en los que es más barato).

Luxemburgo, el país más barato para pedir financiación

De acuerdo con las estadísticas de la zona euro, en las que se analiza la TAE media de los créditos al consumo de 16 países de la eurozona, Luxemburgo es el país donde más barato es contratar financiación. Este país permite a los particulares financiarse con un coste medio del 2,76% TAE, una diferencia de más de 5,2 puntos porcentuales con respecto a España. En segundo lugar, encontramos a Finlandia, con una TAE del 3,21%, situándose como el segundo país donde es más barato financiarse, y en el último puesto del pódium encontramos a Francia con un coste del 3,65% TAE. Bélgica (3,72% TAE), Austria (4,1% TAE) y Alemania (4,63% TAE) ocupan el cuarto, quinto y sexto puesto respectivamente en el ranking de los costes de los créditos al consumo en la zona euro. Estos seis países son los que se sitúan por debajo de la media europea (5,07% TAE). Por encima de la media europea encontramos a Eslovenia e Irlanda, ambos con una TAE media del 5,94%, que ocupan el séptimo y octavo lugar del ranking, seguidos de Portugal (6,19% TAE) y, en décimo lugar, de Italia (6,69% TAE). Después de Italia, con una diferencia de más de 1,3 puntos porcentuales, por fin nos encontramos España con una media del 8,03% TAE.

Solo 5 países de la eurozona son más caros para contratar un crédito

En el otro extremo, los cinco países más caros que España para financiarse son Grecia, con una TAE media del 9,39% y Eslovaquia (9,51%) en los puestos doce y trece de la escala europea. Seguidamente encontramos a Letonia (17,13% TAE), Lituania (13,69% TAE) y finalmente está Estonia, con una media del 17,51% TAE, que es el país más caro donde financiarse. Cabe destacar que para este ranking el Banco Central Europeo no disponía de los datos de los créditos al consumo de Malta, Chipre o Países Bajos, por lo que no se trata de unos datos completos de la eurozona.

Más de 4.300 euros de diferencia en los intereses de un préstamo

Para ver realmente cuál sería la diferencia de precio, los expertos del comparador de productos financieros HelpMyCash.com han hecho los cálculos en base a un ejemplo. Si solicitásemos un préstamo de 10.000 euros a devolver en cinco años, en España pagaríamos 2.174 euros en intereses de media. En cambio, si pidiésemos el mismo crédito en Luxemburgo (el país más barato de la zona del euro), los intereses ascenderían a 717 euros. En el otro extremo, financiándonos con un préstamo de las mismas características, pero en Estonia, terminaríamos pagando la friolera de 5.076 euros en intereses. Esto implica una diferencia de más de 4.300 euros en intereses entre el país más barato y el más caro de Europa.