3 trucos para pagar menos intereses por tu hipoteca

3 trucos para pagar menos intereses por tu hipoteca

0
Me gusta
0
Comentar
Guardar

 

Una de las claves para conseguir un préstamo hipotecario barato es, lógicamente, que su interés sea muy bajo, ya sea fijo o variable. Y es que cuanto más reducido sea el tipo aplicado, más asequibles serán las cuotas mensuales para devolver el dinero. Ahora bien, desde el comparador financiero HelpMyCash.com aseguran que una hipoteca con un buen interés puede salir, a la larga, más cara de lo que parece. Por ello, recomiendan tener en cuenta diversas claves para que el monto a abonar por los intereses del crédito sea lo más pequeño posible.  

1. Compara y quédate con la hipoteca más barata

Lo primero que hay que hacer es no dejarse seducir por la primera hipoteca que encontremos con un buen interés. Según HelpMyCash.com, es aconsejable contactar con varios bancos (al menos tres) para comparar sus ofertas y quedarse con la que salga más barata a la larga, teniendo en cuenta tanto el tipo aplicado como los otros gastos (comisiones, vinculación, etc.). 

En ese sentido, es conveniente mirar en cuánto se puede rebajar el interés aplicado si se contratan otros productos del banco y cuánto costarían estos servicios adicionales. En general, la bonificación que se obtiene al cumplir las condiciones requeridas por la entidad compensa el coste de esa mayor vinculación, pero es recomendable hacer cuentas para asegurarse.

Banco Mediolanum, por ejemplo, es una de las entidades que nos bonificará el tipo de interés si contratamos varios de sus productos. Su Hipoteca Freedom tiene un interés del 1,99% el primer año y de euríbor más 1,75% los siguientes, que puede rebajarse hasta el euríbor más 1,05% si se domicilian los ingresos y se contrata el seguro de vida de la entidad. Además, si la vivienda financiada con el préstamo tiene una calificación A o A+, el interés aplicado a partir del segundo año se reduce hasta el euríbor más 0,99%. 

2. Elige un plazo adecuado

La segunda clave es seleccionar un plazo de devolución que no sea innecesariamente largo. Es cierto que cuanto más tardemos en amortizar la hipoteca, menores serán las cuotas mensuales, pero como se generarán intereses durante más tiempo, pagaremos más a la larga por este concepto.

Lo ideal, en consecuencia, es elegir un período de amortización que sea relativamente corto y que, a la vez, nos permita pagar una cuota asequible. Conviene recordar, en este punto, que los expertos recomiendan dedicar un máximo del 35% de los ingresos mensuales netos a pagar las deudas financieras, así que deberemos tenerlo en cuenta a la hora de seleccionar el plazo de la hipoteca. 

3. Adelanta capital, si puedes

Para terminar, si nos lo podemos permitir, desde el comparador HelpMyCash.com recomiendan hacer amortizaciones anticipadas parciales durante la vida de la hipoteca. De este modo, iremos rebajando el capital pendiente, así que los intereses se devengarán sobre una menor cantidad y, en consecuencia, pagaremos menos por este concepto. 

En estos casos, lo aconsejable es acortar el plazo tras adelantar capital, pues así se devengarán intereses durante menos tiempo. Asimismo, si tenemos previsto hacer amortizaciones parciales, lo ideal es contratar una hipoteca que no tenga comisiones por reembolso anticipado. Una buena opción, por ejemplo, puede ser firmar el préstamo hipotecario con la entidad virtual Hipotecas.com, que no cobra comisiones de ningún tipo ni pide contratar otros productos para acceder a sus ofertas. 

0 ComentariosSé el primero en comentar
User