Tras unas semanas inactivos, retomamos nuestros artículos semanales con un breve comentario sobre la reforma fiscal que está preparando el Gobierno.

El pasado martes tuvimos la suerte de ser invitados a una exposición y mesa redonda sobre el Informe de la Comisión de Expertos para la Reforma del Sistema Tributario Español, también conocido como Informe Lagares, con miembros de la propia Comisión y otros profesionales de reconocido prestigio en la materia.

Sin ánimo de ofrecer un análisis exhaustivo del informe, os dedicamos unas líneas sobre las propuestas más relevantes centrándonos en el Impuesto sobre la Renta y en concreto sobre el ahorro y algunos comentarios de los participantes en el debate:

Aspectos generales del informe:

  • El objetivo del informe no es recomendar una subida o una bajada de impuestos sino una reestructuración de la carga fiscal, manteniendo un objetivo de recaudación del 37% del PIB.
  • Objetivo general de consolidación y neutralidad fiscal.
  • Reducción compensada de la imposición directa con un incremento de la imposición indirecta y en concreto del tipo medio del IVA, lo que se denomina devaluación fiscal.
  • Mantenimiento del sistema dual con una base general y una base del ahorro.
  • Limitación de exenciones y deducciones.

 

Propuestas concretas:

  • Reducción del número de tramos con un máximo de cuatro para la renta general y con un tipo máximo fijado en la barrera psicológica del 50%.
  • Supresión de tramos en la renta del ahorro, fijándose un tipo único que como máximo sería el tipo mínimo de la renta general.
  • Las rentas de capital inmobiliario pasarían a integrarse en la base del ahorro (con importantes derivaciones como la eliminación de las reducciones que según el caso alcanzan hasta el 100%).
  • Supresión de la exención de hasta 1.500€ relativa a los dividendos y participaciones en beneficios.
  • Supresión de la diferenciación entre ganancias y pérdidas patrimoniales de corto y largo plazo.
  • Posibilidad de compensar el saldo negativo de ganancias y pérdidas patrimoniales con los rendimientos de capital mobiliario e inmobiliario positivos.
  • Ampliar el régimen de diferimiento fiscal de planes de pensiones a las aportaciones realizadas en otros productos (fondos de inversión, cuentas ahorro-renta).

 

Por supuesto, reflejamos sólo un número reducido de propuestas pero hemos querido centrarnos en aquellas que más nos pueden afectar como inversores. Así mismo, recordamos que constituyen una batería de propuestas que pueden distar mucho de lo que acabe apareciendo en el anteproyecto de ley que se espera para finales de mayo o principios de junio.

Lo que es indudable es que muchas de estas medidas tienen un impacto importante en nuestras decisiones de inversión. Algunas de las propuestas nos han parecido sorprendentes.

 

A vosotros, ¿Qué os parecen las propuestas del Informe?