Josep Prats Orriols

(JPrats)

Gestor de Abante European Quality

Madrid. Madrid. ESPAÑA.

¡Que no cunda el pánico!


Escrito 6 Oct 14

6 de octubre de 2014

El viernes las bolsas recuperaban un tercio de lo perdido el jueves. Y mientras estoy escribiendo este artículo están recuperando otro tercio. Si termináramos así la sesión, la caída acumulada en las tres últimas sesiones sería de menos del 1%, una oscilación perfectamente normal y no merecedora de mayor comentario.

Pero cuando la bolsa caía un 3% en un solo día algunos no veían las cosas así. Las ediciones digitales de la prensa económica más leída (FT, WSJ...) intentaban encontrar justificaciones inmediatas al desplome de la bolsa. Podíamos leer argumentaciones sobre  la posible vuelta a una recesión en Europa que arrastraría en su caída a algunos emergentes y que cambiaría las perspectivas globales de crecimiento para 2015. La relación de causalidad entre un insuficiente nivel de detalle en un futuro programa de compra de titulizaciones por parte del BCE y tamaña catástrofe inminente no estaba muy bien elaborada. Pero es que tampoco tuvieron mucho tiempo. Si la caída hubiera perdurado en el tiempo, no demasiado, solo algunos días, las argumentaciones favorables a una espiral catastrófica no habrían faltado.

La mejor cura contra el pesimismo es la realidad. Contemplar permanentemente un gráfico de cotización es una actividad que puede calificarse como insalubre, no es buena para la vista y puede llegar a provocar alucinaciones. Leer memorias anuales de compañías o revisar estados contables es más laborioso, si quieren más cansado, pero no es en absoluto aburrido. Saber quién y dónde vende más coches, más toneladas de productos químicos, más alimentos procesados, más prendas de ropa, más litros de gasolina, más kwh. o más primas de seguros, nos ayuda realmente a comprender por dónde va el mundo. Y a restarle importancia a la gráfica diaria de cotización o al último comunicado de un banco central.

El que tiene interés por saber no siente ansiedad por acertar. Porque sabe, que lo casual, a la larga, siempre es anecdótico frente a lo causal.

Josep

Comentarios (8)

6 Oct 14

Estoy de acuerdo contigo, Josep. Fuerte abrazo, J


6 Oct 14

Las monjas de Port-Royal hablaban del ruido de moscas para referirse
a este tipo de oleaje. Ruido de moscas, o sea: nada. El viernes
aproveche para incrementar posiciones en el fondo European. 


Pacheco49 Conservador, - en palabras de W.Buffett- "No arriesgaría todo lo que tengo para conseguir lo que no necesito "lo cual no me impide buscar por nuevos caminos.

6 Oct 14

¡¡Hay cuanto daño hacen los cantos de sirena !! creo que voy a
taparme los ojos con cera ¡ o erán los oidos ! como  los argonautas y
las manos atadas al palo ( la silla ) como Ulises ,saludos.


Mister Aprendiz

6 Oct 14

Sin embargo yo veo que se está muy tranquilo a pesar de las caídas
que comentas. Demasiado.


mistol Jubilado nacido el 4/2/45 y colaboro con el circuloeconomia.com y la Escola Europea de Humanitats de Barcelona, sobre ciencias humanas.

6 Oct 14

Tan malo es taparse los oidos para no escuchar la realidad , que oir
sólo lo que a uno le interese. Mal vamos!!.


franciscodeagueda Inversor particular

6 Oct 14

Filosofía "value"...


Pacheco49 Conservador, - en palabras de W.Buffett- "No arriesgaría todo lo que tengo para conseguir lo que no necesito "lo cual no me impide buscar por nuevos caminos.

6 Oct 14

@ mistol, es cierto; por eso Ulises ha dado orden a sus hombres que
le suelten del palo mayor y se limpien la cera de los oidos una vez
rebasada la isla de las sirenas. Era una cosa "pasajera" no
estructural saludos.


hipotrader Inversor a largo plazo

7 Oct 14

Sr. @JPrats,


también hay datos negativos en la economía de las empresas: 



href="http://www.capitalradio.es/pedidos-de-fabrica-alemanes-tocan-su-mayor-caida-en-agosto-desde-que-comenzo-la-crisis/"
target="_blank">Los pedidos de fábrica alemanes tocan su mayor caída
en agosto desde que comenzó la crisis.



Reciba un cordial saludo.