Josep Prats Orriols

(JPrats)

Gestor de Abante European Quality

Madrid. Madrid. ESPAÑA.

Sin grandes sorpresas


Escrito 26 Feb 14

26 de febrero de 2014

La mayoría de las compañías (15 de un total de 23)  que tenemos en cartera han publicado ya los resultados del ejercicio 2013.  Aunque cuando ya se conocen las cuentas de los tres primeros trimestres la estimación del cierre anual suele ser bastante aproximada, nunca se puede descartar que en el último trimestre del año aparezca alguna sorpresa, normalmente bajo el epígrafe de resultados extraordinarios. Y cuando hay sorpresa ésta no suele ser positiva. No recuerdo si era americana o inglesa la Universidad que publicó un estudio sobre los “resultados extraordinarios” de las compañías cotizadas que demostraba, como intuitivamente ya sabemos los que llevamos años en este negocio, que los extraordinarios negativos suelen exceder con creces el importe de los positivos. Lo raro, para los contables de las compañías, suele ser perder más de la cuenta, y pocas veces  ganar más de lo previsto se considera excepcional. Este año está habiendo pocas sorpresas y los resultados no difieren de los que esperábamos. Con alguna excepción, como las dotaciones por pleitos en Estados Unidos de BNP y Deutsche Bank.

Las grandes tendencias que se mostraban en los resultados trimestrales anteriores se han consolidado. Buen comportamiento de las ventas en Estados Unidos y mercados emergentes, y actividad estancada, aunque con cierta recuperación a medida que avanzaba el año, en Europa. Aumento de ventas de un dígito medio e incremento de resultados operativos de un dígito alto a tipo de cambio constante, que quedan en un dígito bajo cuando se contabilizan en euros, dada la apreciación general de nuestra moneda frente al resto de divisas.

Hay algunas excepciones a esta regla general, como Danone que ve como retrocede su beneficio afectada por la fuerte caída de ventas en los mercados asiáticos en los dos últimos trimestres por el  “affaire Fonterra” que ya hemos comentado anteriormente y que parece que, poco a poco, va diluyendo sus efectos negativos.

Pero, estructuralmente, no hemos podido identificar ningún cambio relevante con respecto a lo que cabía esperar. Allianz, Telefónica, Bayer y Deutsche Telekom publicarán resultados esta semana, y  Generali, Unicredit, Intesa y BMW lo harán durante la primera quincena de marzo.

En general, las expectativas para 2014, en aquellas compañías (que no son todas) que suelen anunciarlas coincidiendo con el cierre de ejercicio, son de moderado optimismo. Se espera un crecimiento de la actividad económica global ligeramente superior al del año anterior, gracias a la recuperación de leves tasas de crecimiento en Europa, mantenimiento de un buen tono en Estados Unidos y cierta desaceleración en emergentes. A tipos de cambio constantes se espera que, en general, 2014 pueda ser un año de crecimientos de un dígito bajo tanto en ventas como en beneficios. Si ello es así, el potencial de revalorización de la cartera es todavía significativo.

Josep

Comentarios (1)

26 Feb 14
Gracias por el artículo Josep. Esperemos que todo siga bien. Saludos