La tesis que quiero que se debata es la siguiente:

¿tiene sentido en el mundo de la inversión para los particulares mirar los datos de los estados?

Deuda pública, PIB, empleo, consumo, encuestas de sentimiento del consumidor, IPC... son todas variables que nos intentan dar una idea aproximada de lo que está ocurriendo en un área geográfica. Por ejemplo: EEUU.

Sin embargo, el SP500 o el Nasdaq nos hablan de resultados empresariales. Si se espera que suban, la bolsa subirá y si se espera que bajen tenderán a bajar.

Mucha gente supone que si, EEUU como país va bien, el SP500 y el NasDaq van bien. ¿Es esto necesariamente cierto? 

¿Qué % de ingresos de Apple depende de EEUU? En el caso de España ¿Qué porcentaje de ingresos de España tienen Santander y BBVA y qué peso tienen estos con respecto al IBEX?

Llevo unos días estupefacto al leer que Alemania contrajo su PIB hace poco y aquí ni dios se ha enterado. La bolsa sigue en sentido ascendente y sin prisa (VIX en mínimos).

Sin tener más datos enla mano, todo esto me hace suponer que cada día, el peso relativo de los Estados es más pequeño en la economía mundial, y que lo que realmente importa es lo que hagan la macroempresas que mueven el cotarro.

Por eso, cada día veo los datos macro no como desequiilibrios en la economía, si no en su posible afectación a los beneficios empresariales. Porque a día de hoy, para nuestras inversiones es lo que importa: !!VIVA LA EMPRESA!!

PD: Os lo dice uno que trabaja en el estado y que le da mucha pena decir esto, a pesar del buen trabajo que realizan muchos trabajodres del sector público, la bolsa es la bolsa y sus normas son las que me temo que se van imponiendo.