Drástica caída del Ibex durante las últimas dos semanas y no menos contundente el resultado del año que nos ha llevado al terreno de las pérdidas. A partir de ahora toca una muy dura labor de reconstrucción para recuperar estas dos semanas en las que el Ibex ha caído la friolera de cerca de 1.000 puntos.

He deshecho la posición en SAN que ha sido la principal causa de las pérdidas porque, lo que es la estrategia únicamente, se hubiera comportado bastante bien incluso a los niveles en los que ha cerrado el mercado español hoy.

También estoy incorporando el uso de opciones como complemento a la estrategia y que creo que pueden ser muy útiles en el futuro. En las últimas dos semanas he hecho dos compras de CALL de Ibex, las cuales servirán de apoyo en el futuro para poder intensificar la estrategia cuando así crea oportuno.