Snowball SICAV Newletter junio 2021

Snowball SICAV Newletter junio 2021

La rentabilidad neta de gastos de Snowball acumulada en 2021 es del 7,7%. Asimismo, les recordamos que rentabilidades pasadas no son garantía de rentabilidades futuras.
 
A continuación, y a modo de referencia, les mostramos la evolución de Snowball y del índice mundial en euros incluyendo reinversión de dividendos:

Cerramos la primera mitad de año con los principales índices en máximos y siempre que esto sucede nos gusta transmitir un mensaje de cautela. En cualquier caso, no sabemos lo que sucederá en los mercados ni en la economía mañana ni la próxima semana, pero sí sabemos que dentro de 10 años viviremos en un mundo más próspero. Como muy bien explica Morgan Housel en su artículo (ver link adjunto) hay que tener cuidado con las profecías. Mucha gente puede explicar con seguridad por qué el mercado subió o bajó ayer pero muy pocos (si es que hay alguno) pueden predecir correctamente lo que hará el mercado mañana. La capacidad de racionalizar no debe confundirse con la capacidad de profetizar.

Haciendo una mirada retrospectiva en la historia sabemos, o podemos estimar, que habrá una o dos recesiones por década, pero no sabemos cuándo vendrán. También sabemos, o podemos estimar, que el mercado de valores caerá un 30% o más una o dos veces por década, pero no sabemos cuándo. Sabemos que subirán los tipos de interés y que habrá otra crisis financiera… pero tampoco sabemos cuándo. Y así repetidamente tomando en consideración cuantos eventos y/o variables que uno desee tomar.
 
Idealmente nos gustaría pronosticar los detalles de la inversión con una precisión milimétrica pero no podemos porque hay demasiadas partes móviles, cambiantes, procesos que se retroalimentan entre sí e incógnitas para identificar exactamente cuándo y cómo actuarán millones de extraños.
 
Una expectativa es un reconocimiento de cómo funcionaron las cosas en el pasado y probablemente funcionarán en el futuro. Un pronóstico es atar esa idea a un punto específico en el tiempo.
 
Esto a menudo conduce a dos respuestas:

  1. Pronosticar de todos modos, dando una falsa sensación de precisión y confianza.
  2. Extrapolar, asumiendo que no hay cambios a partir de hoy.

Ambos pueden ser peligrosos. Puede ser mucho más útil tener expectativas sin pronósticos específicos y, en este sentido, ayuda al inversor el hecho de pensar no sólo estratégicamente si no en términos de probabilidades de ocurrencia de cada uno de los distintos escenarios posibles.
 
Cuando uno espera que algo suceda con el tiempo, no se sorprende cuando llega.
 
Todo lo señalado en los párrafos anteriores te obliga a invertir con margen de error y te prepara psicológicamente para las inevitables decepciones que vienen cuando el dato u observación real difiere de la expectativa o pronóstico/estimación. Esto se extiende más allá de la inversión y resulta de especial importancia en otros campos tales como la planificación empresarial, la planificación profesional, la cría de los hijos o las relaciones humanas, entre otros.
 
La diferencia entre "Espero una o dos recesiones por década" y "Espero una recesión en la segunda mitad de 2022" es enorme y las implicaciones que ello conlleva también.
Si espero recesiones, no me sorprenderé cuando lleguen, al mismo tiempo que trataremos de estar lo más y mejor preparados para capearla de la mejor manera posible. Pero como no sé cuándo vendrán, no tomaré ninguna medida en mi cartera que intente sortear la próxima recesión más allá de poseer una robusta cartera de participadas lo más anti frágiles posible.
 
Por lo tanto, hemos de tener las correctas expectativas sobre el funcionamiento de los mercados y centrarnos en aquello que está en nuestro control e ignorar aquello que no lo está dado que lo contrario resulta inútil:
 
Aspectos relevantes que están bajo nuestro control:

  • Lo que compramos y vendemos;
  • Nuestras emociones;
  • Nuestra tasa de ahorro;
  • Nuestro horizonte temporal.

Aspectos relevantes que no están bajo nuestro control:

  • Precios de las acciones;
  • Tipos de interés;
  • Eventos macro;
  • Qué hacen los otros inversores.

Como siempre, nos ponemos a su entera disposición para aclarar cuantas dudas o preguntas tengáis tanto en lo que se refiere a la cartera de participadas como sobre nuestra visión sobre el escenario sobre el cual estamos trabajando.
 

Atentamente,



Josep Mussons Caldés
Presidente de Snowball Value, SICAV
Número ISIN: ES0126219007

0 ComentariosSé el primero en comentar
User