Hoy he asistido a una conferencia del gestor del fondo Renta 4 Wertefinder, Jürgen Brückner. El nombre del fondo significa buscador/encontrador de valor (según han contado, el término alemán para buscar es el mismo que para encontrar).

El fondo tiene cerca de 25 millones. Empezó con 1 millón y medio, aportado por los dos gestores, que mantienen el dinero allí. Es un fondo global y flexible, que puede tener una exposición a RV del 0 a 100%. Suele tener niveles altos de liquidez, y la parte que no dedica a RV la dedica a RF. En estos momentos se encuentra posicionado un 46% a RV, con el 23% de liquidez. Aprovecharon las recientes caídas para comprar, sobre todo algunas compañías alemanas que se vieron muy castigadas. De destacar es la flexibilidad con la que gestiona la exposición a la RV. Antes del verano llegó a tener un 80% en RV, y llegó a bajarlo al 30%.

Dentro de la RV, Alemania pesa un 16%, a través especialmente de compañías medianas, que a juicio de los gestores tienen un producto único, son globales, y no tienen mucha dependencia del ciclo. En Estados Unidos apenas tienen un 4%, en compañías como Intel o Union Pacific (que se beneficia del crecimiento domésticoestadounidense). Ven con bastante cautela el mercado americano, donde ven empresas muy buenas, pero caras, y cualquier decepción puede generar sustos. "No compraría índices de EEUU", ha dicho el gestor. Además, señalan el hecho de que el apalancamiento para comprar acciones está en máximos. Las recompras de acciones es otro de los elementos. 

Entre las principales posición de RV también destacan Roche, BASF, Allianz o el gigante asiático Hutchison, una de las empresas más grandes cotizadas en la bolsa de Hong Kong, y que da acceso al crecimiento de toda Asia. 

A nivel sectorial, les gusta el sector de alimentación, infraestructuras, componentes (para aprovechar las tendencias de incremento de la población mundial y demanda de alimentos, fertilizantes, etc.; e ncremento de la clase media y urbanización). Prefieren en general invertir en empresas de componentes que en empresas que fabrican los productos finales, dado que las primeras suelen ser más estables y no sufren tanto los efectos del ciclo (ejemplo: empresa de componentes de automóviles vs. empresa que fabrica los automóviles).

En su proceso de inversión parten de un análisis top-down, identificando tendencias como las arriba descritas que destaque sectores particulares, y de ahí hacen un análisis bottom-up de empresas particulares. Destacan que solo invierten en compañías en las que exista un historial del negocio de al menos 10 años, y que éste haya sido estable, sin grandes oscilaciones. 

Desde el punto de vista macro, ve muy bien a Estados Unidos (gracias en parte al tema energético y al crecimiento de la población, a diferencia de Europa. Ello genera efectos positivos sobre la demanda de vivienda, automóviles (antigüedad media de automóviles en EEUU: unos 10 años; también contrasta con Europa, donde se vendieron muchísimos coches durante el boom), etc.), normal a China y bastante mal a Europa, sobre todo Francia e Italia. Alemania, a pesar de la reciente debilidad, cree que no entrará en recesión; el consumo va a ser fuerte. 

De aquí se deduce que mantiene una perspectiva positiva hacia el dólar. Un EURUSD del 1.15-1.20 sería razonable. En su fondo tiene un 18% en divisa dólar y 48% en euros. El resto en divisas variadas. Por ejemplo, algo de divisa mexicana, suiza (Roche), países escandinavos...

Pese a la desaceleración del crecimiento global, es positivo en la big picture: el crecimiento mundial sigue rondando el 3%, liderado por los emergentes (a pesar de Brasil, Rusia..) y las tendencias que comenté arriba.

En fin, un fondo mixto flexible global interesante, y con una rentabilidad muy buena, en el poco tiempo que lleva (se creó en Junio de 2011). A 3 años ha rentado un 10,6% anualizado. Obviamente, es un periodo muy corto, y ha sido un periodo que salvo momentos particulares (especialmente verano de 2011, cuando empezó: el tercer trimestre de 2011 perdió un 2,85%, mala suerte empezar en esa fecha) ha sido favorable.

Por cierto, sobre el tema del fin de los estímulos monetarios de la Fed y la mejora del mercado laboral estadounidense escribí un post ayer  aquí.