Gráfico el del cable que nos muestra una tranquila espera. El Verano ha transcurrido en la senda de la recuperación desde mínimos anuales que marcan un nivel técnico decisivo para la evolución inmediata del par. En 1,4870 se han producido sendos rebotes en dos ocasiones distintas, aunque los dos con poca consistencia y de forma descendente. Pocas novedades más en un contexto general de indefinición a la espera de que se concreten las fechas de la retirada del QE que seguro que volverá a marcar la pauta en el mercado de divisas.

Seguir leyendo GBPUSD. Comentario semanal >>>