elAsesorFinanciero

ESPAÑA.

¿Por qué el cliente no se da cuenta de que las retrocesiones las paga él?


Escrito 17 Oct 12

 

Cuando un cliente solicita los servicios de un asesor financiero parece que no se da cuenta de que este profesional cobra por realizar ese servicio. Las retrocesiones pagadas por las entidades al asesor hacen vivir al cliente en un “ limbo informativo” al no conocer ni querer conocer cuánto cobra su asesor.

 

IV Jornadas de la Inversión Colectiva de Deloitte, APD e Inverco, celebradas la semana pasada, abordaron un tema de máxima actualidad para los asesores financieros: Cobrar retrocesiones u honorarios del cliente. La actual redacción de la MiFID II prohibirá el cobro de retrocesiones de las entidades, lo que impactará directamente en el mercado español, donde entidades y asesores se decantan mayoritariamente en la actualidad por el cobro de retrocesiones.

 

En la jornada, las entidades manifestaron que el cliente español no está preparado para pagar directamente la asesoría financiera. Así Javier Alonso, director general de Credit Suisse Gestión, afirmó que `“debemos reorientar la industria hacia el asesoramiento, pero el problema es que no se paga por ese asesoramiento. El cliente no tiene la cultura de pagar upfront por el servicio de asesoramiento pero, al final, lo termina pagando igual vía retrocesiones. Es como cuando una hija miente a sus padres diciendo que va de vacaciones con sus amigas cuando, en realidad, va con su novio. Los padres prefieren creer la ilusión de las amigas´.

 

Gonzalo Rengifo , director general de Pictet Funds, fue aún más rotundo: `En España es imposible que se pague por asesoramiento. Si al final la MiFID II se aprueba como se plantea actualmente, el sector sufriría considerablemente. Ahora la regulación de la nueva Directiva está en momento de incertidumbre: En octubre de 2011 la Comisión Europea publicó una propuesta de modificación en la que se recogía la prohibición del pago de retrocesiones a asesores. En septiembre de 2012, el Consejo de la UE ha publicado un texto preliminar que diverge del texto que se someterá a votación en el Parlamento Europeo. Como advirtió Inverco, esta falta de sintonía entre ambos textos dilatará previsiblemente la aprobación de la Directiva. La situación ideal sería que se vaya educando poco a poco al cliente en los beneficios que supone el pago directo por asesoramiento antes de prohibir el pago de retrocesiones a los asesores´.

 

Por su parte, Pedro Dañobeitia, consejero delegado de DWS Investments, se sumo a las entidades que piden que no se prohíba el pago de retrocesiones: `Lo que el mercado debe buscar es una mayor transparencia e igualdad de trato entre todos los productos financieros. En este sentido, se debe informar al cliente de qué parte se lleva el distribuidor y qué parte el gestor, pero no prohibir el pago de retrocesiones al distribuidor cuando es una práctica que sí se permite en otros productos, como los estructurados. Es fundamental asesorar correctamente al cliente y recomendarle aumentar su exposición al riesgo pues los productos aparentemente seguros no ofrecen ningún valor´.

 


Comentarios