Lo dice Paul Marson, jefe de inversiones del banco privado suizo Lombard Odier. Os adjunto el vínculo a la entrevista que publicaron en El País este domingo.

Básicamente opino de forma similar: la economía real y la financiera atienden a reglas diferentes y moverse en la financiera siguiendo las reglas de la real es como caminar mirando al cielo, tienes muchas probabilidades de darte un trompazo importante en algún momento.

Las partes que más me han gustado de la entrevista son las siguientes:

1.- [...] la economía no es el principal catalizador de nuestras inversiones. La forma de la recuperación sólo es interesante desde un punto de vista académico. Yo trato de que mis clientes ganen dinero, no de competir en una carrera de previsiones.

Nada que añadir.

2.- Los tipos oficiales son una medida de comparación pobre. [...] Para mí es mucho más fiable observar la base monetaria [...]  las reservas extras se han disparado. Hay una acumulación enorme de liquidez. Más que a los tipos, habrá que estar atentos a ver si se empiezan a retirar esos estímulos.

Tampoco nada que añadir (o sí): el mercado reacciona positivamente a la liquidez y negativamente cuando falta. Ahora hay liquidez, si retiran esta liquidez aun manteniendo los tipos de interés bajos, el mercado se irá cuesta abajo. Por contra, pueden subir tipos y que los mercados financieros sigan al alza siempre y cuando se mantenga la liquidez (o se amplíe vía el efecto multiplicador del crédito bancario). 

3.- Como los bancos centrales aseguran que su política se dirige a la economía real mantienen tipos de interés bajos aunque esta medida resulte negativa para la economía monetaria. La única manera de que se pueda alimentar una nueva burbuja es que ese exceso de reservas que antes comentaba empiece a gotear hacia el sistema a través de un repunte de los créditos bancarios.

Los bancos centrales de todo el mundo dice que retirarán los estímulos cuando la economía real se recupere y antes de que aparezca la inflación. Si no han sabido/querido frenar la burbuja de crédito anterior, ¿cómo van a frenar el estallido de liquidez sin generar una recesión? Personalmente creo que tendremos una inflación muy elevada fruto de la increíble cantidad de dinero que han puesto en circulación el conjunto de los bancos centrales y una recesión en cuanto retiren los estímulos que, de forma conjuntada, realizarán la purga necesaria en el sistema y que no han dejado que se produzca.

Siendo liberal opino que es imposible cambiar el destino del mercado; lo puedes desviar y despistar pero llegará donde tiene que llegar. Si se retrasa mucho el ajuste únicamente podemos estar seguros de que será más doloroso.

4.- Es mucho mejor tratar de valorar el mercado de acuerdo con la evolución a largo plazo de los beneficios que hacerlo según la estimación de ganancias para el próximo año, máxime cuando éstas se basan en proyecciones económicas que pueden ser incorrectas.

Mirar la "evolución real" de beneficios sin duda es mejor que levantar el dedo al viento.