irosich

Autocrítico e inconformista.

Alcover. Tarragona. ESPAÑA.

El futuro macro económico de Europa


Escrito 20 Jan 16

El peso económico mundial está cambiando, y es una evidencia que el centro económico mundial se desplazará en los próximos años a la zona del Asia-Pacífico. 
Incluso la primera potencia mundial, por lo menos en PPA, ha dejado de ser Estados Unidos para que lo sea un país asiático, China, un país que además está realizando cambios estructurales para pasar a ser una economía de consumo interno.

Sin embargo, la economía mundial sigue dominada por el G7, cuyo poder se ve reducido año tras año. Se calcula que en los próximos 3-5 años el PIB de los BRICS ya superará el PIB del G7, no obstante, no tienen dicho peso en las instituciones globales como el FMI, Banco Mundial u otros.


El hecho evidente, es que la clase media mundial (Ingresos superiores a 10$ por día) va a crecer, sobretodo en el continente asiático.
Existe el riesgo de que esta falta de poder en las nuevas potencias económicas acabe con la duplicidad de instituciones globales, como puede ser ya el caso del Banco Asiático Chino.

Pero vayamos al tema. ¿Dónde quedará Europa en los próximos años con los cambios que se avecinan?
En primer lugar vemos situación actual Europea:

• Europa tiene el  7% de la población mundial. Antiguamente tenía alrededor del 20% pero ésta ha bajado las últimas décadas.
Europa tiene el  25% del peso en la economía mundial. La pregunta es si con tan poca población se podrá mantener dicha cuota en el futuro.
Finalmente, Europa realiza el  50% del Gasto Social mundial. El llamado Estado del Bienestar Europeo implica el mayor gasto social del globo.

• El problema principal de la economía europea en las próximas décadas va a ser el  envejecimiento de la población. La población Europea se envejece, la generación del Baby Boom está próxima a jubilarse poniendo gravemente en peligro el sistema de pensiones en el futuro, pues año tras año se reduce el número de trabajadores en activo por jubilado. En países como Alemania se empieza a tomar medidas para solventar esto con la entrada de inmigrantes, pero en España, con un desempleo del 25%, las cosas no pintan nada bien en el futuro.


Fuente: Naciones Unidas: Departamento de Asuntos Económicos y Sociales. Revisión 2015

 

 Poca inversión. En Europa el sistema financiero funciona modestamente. La mayor parte de la población es adversa al riesgo, prefiere tener sus depósitos a realizar inversión que permitiría innovar a las empresas del continente. Esto, sistemáticamente, hace que la innovación en Europa sea más modesta. Apenas existen centros de formación altamente cualificados en Europa, los estudiantes realmente potenciales acaban en EEUU, Israel, u otros centros dónde tienen más oportunidades.

En definitiva, Europa se afrontará a un conjunto de situaciones negativas simultáneas que complicarán la viabilidad económica de su sistema actual:

1) Caída de la productividad
2) Descenso del Consumo
3) Población envejecida
4) Alto Endeudamiento de los Estados
5) Política monetaria comuna con diferentes niveles internos
6) Escasez de fuentes de energía en el territorio, y la negativa a explotar las pocas que tiene por ideología (Fracking, etc)
7) Pérdida de peso en el ámbito internacional

Las perspectivas no son realmente buenas. La solución pasa por incorporar la inmigración sin prejuicios, formarla y aumentar la movilidad de capital y trabajadores entre los países de la Unió para solucionar las crisis internas (Sabiendo que existen problemas culturales y lingüísticos que dificultan esto) y un cambio de mentalidad necesario para aumentar la inversión pudiendo competir así con el mercado global tan competitivo que se acerca. De no ser así, el Estado del Bienestar no se podrá mantener en las próximas décadas.


Comentarios

No hay comentarios

Nadie ha comentado aún. ¡Sé tú el primero!