Al hilo del artículo que publicó @xiscom en mayo: Un país de analfabetos financieros, llevo un tiempo dándole vueltas a cómo podría implantarse una asignatura de finanzas en los colegios y universidades.
 
En el artículo se hablaba sobre la enseñanza de conceptos poco prácticos en la vida real, como es la calcopirita. Partimos del hecho de que los estudiantes de distintas comunidades estudian asignaturas diferentes, y que se están dejando fuera materias que les salvarán de algún que otro aprieto el día de mañana.
 
La pregunta correspondiente sería, ¿cómo hacemos para introducir las finanzas? Existirían tres opciones: una asignatura adicional, sustitución de alguna exitente o integrarla en la asignatura de economía, que en algunas modalidades es opcional.
 
Quizás para un niño mejor de 12 años sea demasiado pronto como para introducir las finanzas como asignatura, pero a partir de esa edad sí que podrían comenzar con alguna materia de economía light que le fuera introduciendo en conceptos básicos.
 
Como en los últimos años han cambiado mucho los planes de estudios, os hago un esquema sobre edades / objetivos según la página de la Comunidad de Madrid, aunque seguro que los que tenéis hijos os sabéis este esquema de memoria:
 
  • Educación infantil: de carácter opcional. Se divide en dos ciclos, el primero hasta los 3 años y el segundo desde los 3 a los 6 años.  Su finalidad es contribuir al desarrollo físico, sensorial, intelectual, afectivo y social de los niños.
  • Educación primaria: de carácter obligatorio. Se distribuye en tres ciclos de dos años cada uno, entre los 6 y los 12 años. Su objetivo es adquirir las habilidades culturales básicas relativas a la expresión y comprensión oral, a la lectura, a la escritura y al cálculo.
  • Educación secundaria: se divide en dos ciclos, uno obligatorio (ESO) desde los 12 a los 16 años, y otro opcional (Bachillerato) desde los 16 a los 18 años. La finalidad de la Educación Secundaria Obligatoria es adquirir  elementos básicos humanístico, artístico, científico y tecnológico, y formarles para el ejercicio de sus derechos y obligaciones en la vida como ciudadanos. El bachillerato (correspondería a los antigos 3º BUP y COU) proporciona conocimientos y habilidades para desarrollar funciones sociales e incorporarse a la vida activa con responsabilidad y competencia.

Visto el esquema de planes de estudios, podríamos introducir economía en los primeros cuatro cursos de la ESO y finanzas en los de bachillerato. El problema en este caso estaría en que bachillerato no es obligatorio, por lo que habría quizás que introducir también esta asignatura en los planes de los que cursen formación profesional específica. Pero claro, ¿qué haríamos con economía? ¿la pondrías obligatoria u opcional?
 
Si no recuerdo mal, hasta el bachillerato no aparece la asignatura de economía como optativa, luchando contra otras como el francés, y no recuerdo si era en primero o en los dos cursos. Me imagino que dependerá del centro, yo estudié el bachillerato tecnológico (sí, soy de las primeras generaciones ESO), y no toqué nada de ciencias económicas hasta que entré directamente en la carrera de Economía.
 
Una vez dado el salto a la universidad, casi todas las carreras tienen integrada una asignatura de economía, pero más enfocada a microeconomía y empresariales. ¿Pensáis que deberían ampliar esta asignatura en las carreras o directamente introducir una nueva de Introducción a las finanzas al igual que pasa con introducción a la economía o al derecho?