La agencia de medición de riesgos Moody's ha advertido hoy al Banco de España quelos retrasos en la consolidación y reestructuración del sector bancario español ponen en peligro sus previsiones iniciales de una mejora sustancial de la fortaleza financiera ya que, si estas demoras persisten, los rating de deuda y depósitos de algunas entidades podrían verse recortados.
Según la agencia, las futuras pérdidas crediticias, especialmente de las entidades cuyos 'ratings' de fortaleza financiera son más bajos, deberían verse atenuadas no sólo por las inyecciones de capital respaldadas por el Estado, sino también por los beneficios que se prevén de una próxima consolidación a través de fusiones y otros tipos de integración, lo que podría volver a colocar a esas entidades en una situación más sólida y competitiva.
Sin lugar a duda, las cajas de ahorro son uno de los protagonistas de la semana con todo el tema de la futura reforma de la Ley de Cajas y las posibles fusiones. Ciertamente la lentitud con la que se están produciendo los procesos de fusión pueden ralentizar la reestructuración del sector.