Acabo de recibir la carta de un colega asesor de empresas familiares,. Habla al respecto de como está la situación de no pocas de las pymes familiares andaluzas. Es una lección de economía en si misma. Le acabo de escribir al colega (catedrático y a la sazón director de la cátedra de empresas familiares de la Facultad de Económicas de la universidad de Córdoba). Os remito la respuesta que le acabo de enviar a la misma. No os perdáis su carta adjuntada.

Divina carta José Javier, digna de compararse literariamente con las tragedias griegas. 

De la clásica tragedia griega (y de la actual Grecia), con su concepto circular del tiempo “todo vuelve”, nos confirma que la historia se repite. El socialismo todo lo hunde y a todos nos hunde. Pues a todos nos iguala... en la miseria.

Dicen de Diógenes de Sinope (uno de los grandes cínicos griegos), que un día le preguntaron por qué la gente daba limosna a los pobres y no a los filósofos, a lo que respondió: “Porque piensan que pueden llegar a ser pobres, pero nunca a ser filósofos ”.

Hoy la filosofía es el socialismo, pero el cupo de socialistas que vive a costa del resto de los ciudadanos ya hace tiempo que está lleno. Al resto no nos queda más remedio que ser pobres... o esperar a serlo... o irnos del país.

Por cierto (y sin dejar de ser cínico), hablando de socialismo... ¡¡Viva la Andalucía socialista!!

Un abrazo, profesor, catedrático y… colega asesor de empresas familiares.

P.D: ¡Ah... cuidad vuestros dineros!, pues el pp (léase la segunda marca del psoe)... cada día está más tentado ha administrároslo... como buenos socialdemócratas keynesianos que son... por vuestro bien.