Esperemos que el mercado responda bien a esta bajada tan agresiva de tipos, porque por esta vía le queda poco que hacer a la FED.