Una vez cerrado el año, hemos podido conocer los principales movimientos en las carteras nacionales e internacionales de Bestinver durante los últimos meses del año. 

Un mal año para los mercados financieros en el que Bestinfond cerraba con una rentabilidad del -13,4% y Bestinver Bolsa en un -8,7%. A pesar de ello, Gustavo Trillo, Director Comercial de Bestinver, ha querido recalcar que aunque precisamente la renta variable no sea el activo más cómodo sí que es el más rentable en el largo plazo. Además, la volatilidad es algo necesario para poder incorporar compañías a precios atractivos, apuntaba. Así, el equipo gestor ha reducido la liquidez en sus carteras, que se situaba entorno al 18% a finales del segundo trimestre para acabar el año con un 8%, siendo incluso menor esta a comienzos de este año.  

De La Lastra cree que hay que distinguir entre cuatro tipos de compañías claramente diferenciadas. Un primer grupo compuesto por compañías muy buenas capaces de generar niveles de cash flow muy altos, son grandes oportunidades de inversión, pero en ellas el mayor reto y dificultad es el precio. Este tipo de compañías han mantenido sus precios durante 2018 e incluso algunas han marcado máximos históricos.

Un segundo grupo formado por compañías buenas pero más "feas", que tienen una mayor exposición al ciclo económico o que están atravesando dificultades temporales, este tipo en su conjunto han caído alrededor de un 30%. Desde el equipo de gestión las califican como feas porque a pesar de tener una probabilidad muy baja de pérdida de capital sí que son vulnerables a la volatilidad.

Un tercer grupo etiquetado como "malas", compañías con un elevado apalancamiento financiero y riesgo real de pérdida de capital. Algunas han sido recapitalizadas y otras incluso han quebrado.

Y por último, un cuarto grupo, más alejado del círculo de competencia del equipo, como son las compañías de alto crecimiento vinculadas a la tecnología. En este encajarían empresas como Netflix, en la que ayer se produjo la mayor subida de precios de la historia de la firma, Amazon o Facebook. 

Durante el último trimestre han ido reduciendo exposición a compañías muy buenas que formaban parte del primer grupo y dónde el potencial se ha reducido para tomar mayor peso en compañías "feas" a un precio más atractivo.

Movimientos destacados en las cartera

En este último trimestre del año resalta la entrada en cartera de Banco Santander: "vemos valor en el banco, es una compañía en la que si uno hace la suma de las distintas partes, prácticamente Reino Unido te lo están dando gratis. Lo que más nos atrae es su banca tradicional retail donde la entidad tiene un posicionamiento y conocimentos brutales" comentaba Beltrán. Y es que desde la gestora afirman que la incertidumbre entorno al Brexit y a la evolución económica ha generado una oportunidad importante para incorporar al banco en cartera: "preferimos Banco Santander sin Orcel". De esta manera, la entidad entra en cartera con un peso de algo más del 2%.

Por el lado de las compras el área industrial continúa ganando peso en las carteras. Las fuertes caídas en el sector les ha permitido encontrar oportunidades en activos que hace meses no tenían suficiente potencial. Así han entrado en compañías de suministro al segmento de automoción y en alguna compañía de acero inoxidable. Y es que las oportunidades se han intensificado en compañías como Valeo: "la firma ha invertido muchísimo en tecnología y está a la vanguardia de los pilares sostenibles de la automoción. A 62 euros la firma no nos gustaba pero la hemos podido incorporar a 25 euros la acción. Aquí hay mucho valor y si cayera más incorporaríamos más en nuestras carteras". 

Por último, destaca el incremento de posición en Just Eat, la compañía de reparto de comida a domicilio: "tiene un negocio en Brasil que vale oro. El valor ha estado vinculado con la caída de las compañías de crecimiento y los riesgos de que otros competidores como Deliveroo ganen cuota. La diferencia es que Just Eat es un market place y Deliveroo está quemando mucho dinero, gasta más de lo que ingresa. La última semana ha ocurrido algo que todavía no ha sido recogido por el mercado y es que el CIO, el jefe de recursos humanos, el jefe delegado y el responsable de tecnología de Deliveroo han dimitido. Para nosotros es una noticia magnifica y si su intención de levantar dinero se seca es una oportunidad en Just Eat brutal de captar mayor cuota en Reino Unido".