Hace un año la situación de los mercados empezaba a asustar a algunos. La recta final de año transcurrió con importantes caídas y muchos pensaron que el ciclo alcista que empezó en 2009 había finalizado y tocaba vivir tiempos más duros. El sentimiento negativo se extremó bastante a finales de diciembre y el mercado se dió la vuelta de forma violenta a través de una vuelta en V para desembocar en un año de los más alcistas de los últimos 10 años.

 Tras superar una resistencia tan importante como los 3000 del SP500 lo más probable es que el mercado siga subiendo de momento.

  

También había una resistencia ascendente que ha sido ya ampliamente superada.

 

A pesar de lo que ha subido diversos indicadores no dan señal de extrema sobrecompra.

 

Después de largos periodos consolidativos laterales-alcistas suelen llegar nuevos tramos alcistas apreciables.

    

  

El Nasdaq si que podría tener cierta resistencia de muy largo plazo pero no sería extraño que la rompiera.

 

A pesar de la resistencia su canal actual le deja margen para las subidas.

  

Las FAANG no son las que han liderado las subidas del Nasdaq en el último año habiendo algunas algo flojas.

  

 Para que la subda fuera más creible sería recomendable que se apuntaran a la subida libre algún índice europeo como el Dax.

  

Estacionalmente entramos en un periodo muy alcista y considero poco probable que el año finalice mal.

  

La volatilidad del Vix está a unos niveles en los cuales puede permanecer muchos meses sin grandes cambios.

 

Es obvio que estamos en el mercado alcista más largo de la historia y algún día tendrá que acabar, pero aspirar a ser el visionario que se anticipó a la gan caída como aspiran a serlo algunos gestores de fondos y sicav suele salir muy caro y a sus partícipes les quedan meses de penuria por delante.

 Hay algunas muestras de que podemos estar a fin de ciclo como que las curvas de tipos se han invertido y desinvertido y eso suele darse antes del comienzo de una recesión.

  

El sentimiento de los inversores minoristas queda lejos de ser de extremo optimismo.

  

La encuesta de investors intelligence también puede permanecer por largo tiempo a estos niveles.

  

El ratio put/call tampoco da niveles extremos de euforia.

  

El Euro/dollar sigue en su rango parado sin dar ningún tipo de información.

  

El petróleo tampoco está influyendo en los mercados apenas.

  

 En definitiva, más allá de algún posible susto de corto plazo, es poco probable que veamos un mercado bajista en breve. Entrando en la parte más alcista del año y con año electoral en EEUU en 2020 lo más probable es que el mercado continue su subida libre y como ya he mencionado en muchas otras ocasiones los finales de ciclo no llegan de un día para otro. Antes de ver caídas importantes el mercado pasará por la formación de un techo de meses de duración y tendremos tiempo de ir viendo como se va formando y de ponernos en alerta si llega el caso para que no nos pille el toro, pero de momento es para seguir apuntado al lado alcista.