Publicado en el blog Market Insights

A pesar de las fuertes pérdidas de voto popular, la canciller Angela Merkel y los conservadores CDU/CSU ganaron —tal y como se esperaba— las elecciones federales alemanas de 2017 por un amplio margen. Ahora tienen la clara misión de formar un nuevo gobierno de coalición en las próximas semanas. Dado que todos los gobiernos de coalición probables estarán liderados por la CDU y Angela Merkel, no se esperan grandes cambios políticos para los próximos cuatro años.

Para los mercados se trata de una situación muy cómoda, sin resultados extremos que puedan poner en peligro el actual marco de la Unión Europea (UE) o de la eurozona. 

El temor dominante en el mercado hace 12 meses a que la creciente popularidad del partido contrario al euro y a la inmigración (AfD) pudiese provocar un cambio radical en la política alemana con respecto a la UE y al euro resultó infundado. A pesar de que el AfD obtuvo el 13% del voto popular y la cobertura de los medios en los próximos días será elevada, todos los demás partidos han descartado formar coalición con ellos.


Reacción de nuestros equipos de inversión


- Multi Asset Solutions

"El resultado no provoca ningún cambio en nuestras opiniones generales de asignación de activos ni en nuestras opiniones sobre los activos de la eurozona. La eurozona experimenta un sólido crecimiento superior al de tendencia y parece que esto se va a mantener durante el próximo año. 

Los mercados se preocuparán sobre todo por la postura del nuevo gobierno con respecto a la integración europea y las perspectivas de moderación de la política fiscal. Se tardará algún tiempo en conocer la forma exacta que adoptarán estas políticas, dado que es probable que la formación del nuevo gobierno se prolongue. Con respecto a la integración europea, no se prevé un cambio de dirección fundamental, mientras que por lo que respecta a la política fiscal es posible que se produzca un ligero repunte del crecimiento actual del PIB. 

Por lo que respecta al BCE, es poco probable que se vaya a producir un impacto inmediato sobre la política monetaria y el recorte de las compras de activos. En todo caso, si se produce un giro notable hacia la derecha del discurso político alemán, podría aumentar la presión sobre el endurecimiento de la política e impulsar las tires de los bonos.

En nuestras carteras multiactivo, mantenemos una sobreponderación en las acciones respecto de los bonos. Por lo que respecta a la renta variable, buscamos una diversificación por regiones en un entorno de crecimiento global generalizado y escasa correlación histórica entre regiones. Esto incluye una sobreponderación en acciones de la eurozona, así como sobreponderaciones en EE. UU., Japón y los mercados emergentes. Por lo que respecta a los bonos de deuda pública, los bunds alemanes siguen siendo nuestra principal infraponderación".


- Renta variable

A pesar de la victoria de CDU/CSU y de que Merkel liderará el debate sobre la coalición, es probable que resulte difícil formar un gobierno de coalición y que el futuro gobierno esté formado por más de dos partidos —probablemente la denominada coalición Jamaica (CDU/CSU/FDP/Verdes)—.

Si el FDP forma parte de la coalición, esto se podría considerar positivo para las empresas (podrían defender una bajada de impuestos, lo que se traduciría en cierto estímulo fiscal), aunque también se opone a una mayor integración del euro y ha cuestionado de forma expresa el programa europeo de Macron que aboga por la existencia de un ministro de economía europeo.

Si los Verdes forman parte de la coalición, es probable que defiendan una mayor responsabilidad medioambiental, aunque muchas de sus políticas (mayor presencia de las renovables, cierre de nucleares, medidas contra la contaminación de los vehículos) ya forman parte de la principal agenda política de otros partidos. Probablemente defenderán una política de salida del carbón.

En el plano nacional, se podría considerar probable un aumento de la demanda alemana, lo que significa que los inversores centrarán su atención en las acciones de los sectores de la distribución/inmobiliario.

En nuestros fondos, seguimos confiando en el sesgo procíclico, porque el crecimiento global sincronizado que estamos presenciando tiene mucha más relevancia para los beneficios corporativos que la política alemana.
 

- Alternativos: Real Estate
 

El mercado inmobiliario alemán ha atraído una cantidad considerable de inversión extranjera en los últimos años y por un momento superó al Reino Unido como principal mercado de inversiones europeo este mismo año.

Es poco probable que las elecciones parlamentarias alemanas vayan a afectar al impulso positivo del mercado inmobiliario alemán, dado que este impulso se basa en factores sostenibles a corto y medio plazo.

Ciudades como Berlín, Fráncfort y Munich han experimentado un notable incremento de la demanda de los inquilinos en los últimos años y este incremento no ha ido acompañado del equivalente incremento del espacio de oficinas, logística o residencial, por lo que es probable que los alquileres sigan subiendo.

Por otra parte, el atractivo relativo del mercado inmobiliario alemán se ve impulsado por una rentabilidad elevada y constante que los inversores inmobiliarios consiguen seguir generando en un entorno de bajos tipos de interés en la eurozona como el actual".

 

Extracto del informe Market Insights

El programa Market Insights proporciona datos completos y comentarios sobre los mercados mundiales sin hacer referencia a productos concretos. Diseñado como una herramienta para ayudar a los clientes a entender los mercados y de apoyo a las decisiones de inversión, el programa analiza las consecuencias de los datos económicos actuales y los cambios en las condiciones del mercado.